Local

La Junta se compromete a dar solución a Pickman

Hay tres grupos empresariales interesados en hacerse con la firma de loza sevillana

el 22 mar 2010 / 21:06 h.

TAGS:

Fábrica de loza en Pickman La Cartuja.

Una respuesta sobre el futuro de la empresa antes del próximo 15 de abril. Esto fue lo que sacó ayer en claro el comité de empresa de la fábrica de loza Pickman La Cartuja tras mantener una reunión con la delegada de la Junta en Sevilla, Carmen Tovar. En concreto, los trabajadores quieren saber, después de llevar un año inmersos en un Expediente de Regulación de Empleo (ERE), cuál es la situación y las intenciones de los tres grupos empresariales que, al parecer, se han interesado por la firma hispalense.

"Necesitamos una respuesta en esas fechas, porque nuestra situación no se puede sostener por más tiempo y, al final, se morirá la firma", señaló ayer la presidenta del comité de empresa de Pickman, Carmen Vivero. Así, aseguró que los empleados han logrado arrancar de Tovar la promesa de fomentar la coordinación entre las distintas carteras de la Junta de la que depende el futuro de la firma, esto es, las delegaciones de Innovación y Empleo y la Agencia IDEA, para conseguir dar una respuesta a los empleados lo antes posible.

En este sentido, Vivero insistió en que el ERE -que finaliza el próximo 30 de abril- no puede alargarse por más tiempo, ya que en estos momentos no hay ni siquiera que hacer labores de mantenimiento en la fábrica al no haber loza.

"Queremos obtener una respuesta cuanto antes, aunque parece que hay algunas opciones empresariales que están avanzadas, para que, si no fructifican las negociaciones, tomar las medidas oportunas", añadió. A este respecto, no desechó que los propios trabajadores asuman las riendas de la empresa si no hay proyectos viables.

En cuanto a los grupos empresariales interesados en hacerse con Pickman La Cartuja -José María González de Caldas está detrás de uno de ellos-, Vivero aseguró que se necesitan 45.000 euros "sólo para poner en funcionamiento el horno", además de asumir la deuda que arrastra la compañía, que cuenta con un endeudamiento próximo a los 10 millones de euros.

En cualquier caso, mostró su confianza en la Junta de Andalucía y en las negociaciones que llevará a cabo la Administración regional en los próximos días, "ya que nos ha asegurado que no dejarán caer una empresa como la nuestra".

  • 1