Local

La ley del aborto limita la objeción y lleva a las aulas la educación sexual

El PSOE pacta con IU y ERC la financiación de los anticonceptivos más avanzados.

el 09 dic 2009 / 20:08 h.

TAGS:

Una mujer pasa ante una pintada bajo el lema "We decide it" (Nosotras lo decidimos).

La nueva ley del aborto restringirá el derecho a la objeción de conciencia a los profesionales que estén directamente implicados a la interrupción del embarazo, como el cirujano y el enfermero, garantizará la educación sexual en los colegios e incluye la financiación por parte del Sistema Nacional de Salud (SNS) de los anticonceptivos más modernos, según acordaron ayer IU y ERC con el PSOE.


El diputado de IU, Gaspar Llamazares, que compareció ayer junto al diputado de ERC, Joan Tardá, explicó que pese al reconocimiento del derecho a objetar de los médicos, éstos lo deberán hacer por escrito, y "no podrán cuestionar el derecho de la mujer a la interrupción voluntaria del embarazo". Asimismo, el derecho sólo se reconoce a los sanitarios que estén directamente relacionados con la interrupción voluntaria del embarazo y sólo se podrá hacer de manera individual para evitar las "objeciones colectivas" de todo un hospital y para garantizar la práctica de abortos en los centros públicos, remarcó a los periodistas.


Este proyecto será debatido hoy en la Comisión de Igualdad y la próxima semana se llevará al Pleno del Congreso.
Financiación. El acuerdo entre IU-ERC con el PSOE también incluye un "avance en relación a temas de educación sexual y de formación en los programas universitarios de los profesionales". Además "la educación sexual formará parte de la educación general de los niños y niñas, y por otra parte la formación de los profesionales incluirá la educación sexual reproductiva y la interrupción voluntaria del embarazo", informó Llamazares.


En relación a la financiación de anticonceptivos de última generación que en estos momentos no tienen ninguna participación publica y no están contemplados en la cartera del SNS. "Hemos llegado al acuerdo de que estos anticonceptivos figurarán en la cartera del SNS con el nivel que se considere de cofinanciación, o el 40% o su totalidad", explicó Llamazares, quien subrayó que de esta manera "por primera vez en nuestro país los anticonceptivos modernos serán financiados como cualquier otro fármaco".
El diputado de IU anunció, a su vez, que se estudiará la gratuidad en colectivos concretos como grupos de escasos recursos, aunque precisó que "está por decidir los colectivos concretos".


En este sentido, Llamazares evaluó que el gasto para el SNS de la financiación de dichos anticonceptivos será de alrededor de 100 millones de euros anuales.


Respecto a la inclusión de la educación sexual reproductiva y la interrupción voluntaria del embarazo en los programas universitarios y la educación general, indicó que dicha formación será "curricular y no a través de horas extras".

Otro acuerdo alcanzado entre IU-ERC y PSOE es que se han modificado aquellos requisitos que se planteaban en cuanto a la necesidad de dos especialistas para dar el informe previo de la interrupción voluntaria del embarazo entre la semana 14 y 22 de gestación, de tal manera que "se simplifica en un especialista el que elabore el informe, porque no necesita que otro le vigile", enfatizó el diputado de IU.
Sin embargo, tanto Tardá como Llamazares opinaron que el proyecto de ley "aún posee algún déficit" e insistieron en que todavía hay lugar para más negociación.

  • 1