miércoles, 20 febrero 2019
07:10
, última actualización
Local

La mayor parte de las familias desalojadas de la barriada de Renfe sigue su traslado a los pisos de alquiler

el 15 jul 2010 / 16:08 h.

El 90 por ciento de las familias desalojadas de la barriada de  Renfe de Sevilla como consecuencia de los daños provocados por las  obras del parking que está construyendo la Universidad de Sevilla en  la zona ha formalizado ya la firma de los contratos de arrendamiento  de las viviendas de alquiler a las que se están trasladando en estos  días.

Así lo explicó a Europa Press el presidente de la asociación de  vecinos Barqueta-Renfe, Bernabé García, quien precisó que de las 40  familias afectadas sólo quedan cuatro que, por circunstancias  especiales, aún no han firmado los contratos de arrendamiento de las  nuevas viviendas de alquiler, por estar fuera de Sevilla en estos  momentos.

Las restantes 36 familias, que ya han rubricado los mencionados  contratos, están abandonando de forma voluntaria el hotel en el que  fueron realojadas tras el desalojo del pasado 17 de junio después de  haber acondicionando los pisos de alquiler a los que se están  trasladando.

García también confirmó que se mantienen los tres turnos diarios  de cuatro horas --de 8,00 a 12,00 horas; de 12,00 a 16,00 horas; y de  16,00 a 20,00 horas--, establecidos para que, en cada uno de los  cuales, tres miembros de cuatro familias tengan acceso a las  viviendas afectadas de las calles Ter, Taf, Talgo y Abulcasis para  que puedan recoger cuantos enseres personales necesiten.

Al margen de estos turnos, que se mantendrán en los próximos días,  García anunció que, a partir del próximo martes 20, una empresa  especializada en guardamuebles va a proceder a embalar y sacar todo  el mobiliario presente en el interior de cada una de las viviendas,  que permanecerá precintado en un depósito mientras dura el desalojo.

De este modo, la empresa especializada en guardamuebles comenzará  su actividad en las ocho viviendas situadas en planta baja. Según  informó García, cada día se procederá a desalojar el mobiliario de  dos viviendas, y se garantiza la presencia de un propietario en cada  desalojo para que pueda certificar las tareas de embalaje y  precintado de sus muebles.    

 

  • 1