Local

La Navidad más dura de la Pantoja

El choque con el novio de su hija, que está embarazada, impide la reunión familiar.

el 26 dic 2013 / 17:02 h.

TAGS:

Isabel no puede más. No hay más que ver con qué mala leche contesta a los periodistas que la interrogan por Chabelita: “¿Tú tienes vida”, preguntó la tonadillera a una reportera que se interesó por su hija. Ante la respuesta afirmativa de la periodista, le espetó: “Pues vívela o cómprate una”. En Cantora el horno no está para bollos, sobre todo desde que Kiko Rivera se explayara contra el novio de su hermana en Sálvame Deluxe: “Es un golfo, un mujeriego y un sinvergüenza”. Y le dijo: “Vas a tener más cuernos que el padre de Bambi”. Paquirrín hablaba de Alberto Isla, de 20 años, el chico que dejó embarazada a Chabelita antes de que esta cumpliera los 18. Un joven sin oficio ni beneficio, que según cuentan en los corrillos del mundo rosa, ha visto un filón al entrar a formar parte del clan Pantoja, una forma de ganarse fácilmente la vida a base de exclusivas. Nada más hacerse pública su relación con la hija de la tonadillera, Isla abandonó el colegio donde estudiaba y nadie sabe de qué vive, ya que no tiene trabajo conocido. Hace unas semanas empezó a hacer declaraciones a través de segundas personas en las que insinuaba que lo suyo era ser torero y que quería prepararse para ello. Y es ese deseo de notoriedad de Isla lo que ha acabado despertando el mosqueo de Isabel Pantoja que lo echó de Cantora hace unas semanas cuando, según algunas fuentes, insistía en negociar una exclusiva para dar a conocer el sexo del bebé que esperan. Pantoja no ve con buenos ojos el rumbo que están tomando las cosas. Ella quiere que su hija esté tranquila hasta que dé a luz y que después retome sus estudios, en los que siempre se ha destacado como brillante, hasta que el padre de su futuro hijo se cruzó en su camino. Ni Isabel Pantoja ni su hijoKiko ven futuro a la relación de Alberto Isla y Chabelita. No se fían de él, sobre todo desde que han conocido que tiene un hijo de dos años al que no ve. Pero su novia lo defiende a capa y espada, lo que ha abierto una guerra en Cantora. En Nochebuena // Así las cosas, la pareja ha pasado la Nochebuena por separado. Alberto no ha podido disfrutar del pollo a la Pantoja porque Kiko le ha prohibido la entrada a Cantora. Tampoco habrán sido muy plácidas las fiestas para la embarazada, que no perdona a su hermano haber menospreciado a su novio. Al menos Isabel Pantoja podrá disfrutar de su nieto Francisquito, un frente cerrado por vía judicial, que le hará olvidar el otro que le queda, su condena y la elevada multa que deberá pagar si el Supremo no lo remedia.

  • 1