Local

La obra del ambulatorio en el Sáhara que hará La Rinconada se inicia en otoño

Las obras del centro de salud en el Sáhara, que el Ayuntamiento de La Rinconada financia al 100%, comenzarán en octubre. Así lo explicó el alcalde en la recepción a los niños saharauis que participan en el programa Vacaciones en Paz. El proyecto tiene un coste de 73.000 euros.

el 16 sep 2009 / 05:15 h.

TAGS:

Las obras del centro de salud en el Sáhara, que el Ayuntamiento de La Rinconada financia al 100%, comenzarán en octubre. Así lo explicó el alcalde en la recepción a los niños saharauis que participan en el programa Vacaciones en Paz. El proyecto tiene un coste de 73.000 euros.

Será en otoño, en concreto en el mes de octubre, cuando se inicien los trabajos para levantar el ambulatorio en los terrenos liberados de Bin-Lehlu, en el Sáhara. Así, lo anunció el alcalde rinconero, Javier Fernández (PSOE), en el acto de bienvenida de los 12 niños saharauis que pasarán el verano en la localidad gracias al proyecto Vacaciones en Paz.

El proyecto tiene un coste de 73.000 euros, que serán sufragados en su totalidad por el Ayuntamiento a través de la ayuda del 1% del presupuesto municipal que anualmente reparte entre las ONG. Pero éste no será el único proyecto que se va a desarrollar en la zona, ya que el Consistorio va a colaborar para mejorar las infraestructuras de un centro de Primaria. Éstos se suman a los que ya están en funcionamiento, como el centro cívico de Dahla, puesto en marcha a finales del año pasado gracias a la ayuda ofrecida por el Ayuntamiento, la Diputación y la Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui, que aportaron 17.500 euros.

Además, en breve el Consistorio asignará las ayudas a proyectos solidarios, a las que se destinarán más de 138.600 euros. La novedad de este año es que se otorgará el 82% de esta cuantía a proyectos que se vayan a desarrollar en el Sáhara.

Desde allí han llegado este año 12 niños que pasarán el verano en La Rinconada y que fueron recibidos en el salón de plenos por el alcalde, la concejal de Cooperación Internacional, María Antonia Molina, y el presidente de la citada asociación, Pepe Morilla.

Los pequeños, que provienen de campamentos de refugiados, compartieron protagonismo con los 24 rinconeros adoptivos que residen en el municipio durante todo el año con familias de la localidad. Todos ellos recibieron de manos de la Corporación municipal un obsequio de bienvenida.

Ésta es una edición especial del programa, ya que se cumplen 15 años del mismo. Morilla aprovechó para recordar la injusticia que vive el pueblo por la dominación de Marruecos y el olvido de la Comunidad Internacional.

  • 1