Local

La obra del Caixafórum de Vázquez Consuegra junto a la torre Pelli se atrasa

La adjudicación de los trabajos no está culminada y tampoco está lista la licencia municipal, pese a que La Caixa anunció la obra para finales de octubre o principios de noviembre.

el 24 nov 2014 / 12:00 h.

TAGS:

Cixa Forum Vazquez Consuegra  Mayo 2014 El pasado 3 de mayo, La Caixa ya había solicitado la licencia de obras, así que Jaime Cabré, consejero delegado de Vivienda Asequible de la Obra Social La Caixa, calculó entonces en una rueda de prensa que los trabajos del Caixafórum junto a la torre Pelli empezarían a finales de octubre o principios de noviembre, seis meses después. Sin embargo, aún no hay fecha para que arranque esta obra. Y los motivos son varios. Uno de ellos, la falta de permiso por parte de la Gerencia de Urbanismo que gestiona Maximiliano Vílchez. Además, según ha podido saber este periódico, la entidad financiera propietaria del complejo que se levanta en la Isla de la Cartuja no ha culminado aún la fase de adjudicación de las obras. Con todo, en su calendario marca que deben empezar antes de que acabe 2014 para que, tras dos años de obras, se pueda inaugurar a finales de 2016. La inversión de la entidad financiera será de entre 18 y 20 millones de euros. Gracias a ellos, Sevilla será la octava ciudad española con Caixafórum (la cuarta fuera de Cataluña). Una exposición de arte contemporáneo de la colección del banco abrirá entonces este recinto con 7.500 metros cuadrados, lo que le convierte en el tercer Caixafórum más grande del país tras los de Barcelona y Madrid. Sí supera en dimensiones a los de Zaragoza y Palma de Mallorca. El arquitecto sevillano Guillermo Vázquez Consuegra, a preguntas de este periódico, no quiso detallar por qué no comienzan ya las obras, un retraso que desde su entorno achacan únicamente a cuestiones administrativas. En la presentación del proyecto el pasado mes de mayo, Vázquez Consuegra puso el acento en dos cuestiones: la adaptación del proyecto –tras la frustrada ubicación en las Atarazanas– a parte de los edificios (llamados Podium) a los pies de la torre Pelli y las soluciones aplicadas para dar luz natural a un recinto que es subterráneo en un 80 por ciento. Por este motivo habrá un lucernario o claraboya en uno de los extremos del que será el símbolo o icono del Caixafórum: una marquesina de 40 metros de larga y 22 de ancha de espuma de aluminio que se ubicará en el patio entre los dos edificios (en Madrid el icono es una jardín vertical). La forma caprichosa de esta marquesina se debe a la necesidad de sortear los árboles que el proyecto de Pelli ya había previsto en este complejo comercial y de oficinas. En concreto, en ese extremo opuesto de la torre se situó el espacio para congresos y una parte del aparcamiento subterráneo.

  • 1