Local

La obra del carril bici causa una fuga de gas en Triana

El entorno de San Martín de Porres estuvo precintado durante más de tres horas, lo que provocó un caos de tráfico

el 12 nov 2009 / 22:20 h.

Bomberos y personal de Gas Natural tratan de contener el escape.

Los vecinos de Triana vivieron ayer un episodio de contratiempos por la rotura de una tubería que fue perforada por una de las excavadoras que trabajan en la construcción del carril para ciclistas. Las consecuencias: un escape de gas natural que se desató poco antes de las cinco y se alargó tres horas, las suficientes para que la de ayer fuera una tarde caos y desconcierto en la zona en lo que al tráfico se refiere, ya que la Policía Local mantuvo cortado el acceso a San Martín de Porres desde López de Gomara y desde Alvar Núñez.

El entorno de la plaza, donde a lo largo de la tarde se fueron concentrando los más curiosos, estuvo precintado durante más de tres horas, sufriendo además cortes de tráfico y retenciones.

Aunque no fue necesario el desalojo, el barrio se mantenía ayer espectante: "Yo estaba descansando y me despertó la sirena. Cuando me asomé vi la nube de gas", contaba una vecina del bloque (López de Gomara, 2) que hace esquina con Alvar Núñez -donde se construye el carril-. "Yo también estaba tranquilamente en casa cuando acudieron miembros del 112 a decirnos que mantuviéramos las ventanas cerradas, pese a asegurar que no había peligro", añadía Amalia Fernández, la residente de otro de los 20 pisos que dan a la calle en obras.

Otro testigo de la fuga presenciaba lo ocurrido desde la caseta de las tradicionales calesitas del Tardón, José Luis León, quien, pese llegar "cuando ya había irrumpido el fluido", tuvo por delante tiempo suficiente para presenciar los atascos y retenciones y para percatarse del intenso olor que fue incrementándose en la zona, sobre todo teniendo en cuenta que el incidente se prolongó durante tres horas y que no fue hasta las siete y media de la tarde cuando de la tubería dejó de emanar gas. Y es que, aunque pasadas las seis los Bomberos refirieron que el suministro ya había sido interrumpido -para lo que se trabajó en diferentes puntos y arquetas-, el conducto necesitaba de un dilatado tiempo de vaciado dadas sus dimensiones. Todo ese tiempo permanecieron en el escenario del percance para solventar la avería los técnicos de Gas Natural y el equipo de Bomberos, quienes pasaron por San Martín de Porres en el momento de la fuga cuando se dirigían a atender otro aviso.

  • 1