domingo, 17 febrero 2019
23:03
, última actualización
Local

La OMS mantiene la pandemia por gripe A hasta el mes de julio

Los expertos recomiendan no bajar la guardia y seguir vigilantes ante el virus.

el 03 jun 2010 / 20:23 h.

TAGS:

Una mujer es vacunada contra la gripe A en un hospital de Montpellier en Francia.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) anunció ayer su decisión de mantener la alerta de pandemia de la gripe A, un año después de su entrada en vigor y de la adopción de medidas sanitarias excepcionales en todo el mundo para controlar su propagación. La directora general de la OMS, Margaret Chan, anunció que el Comité de Emergencia del organismo volverá a reunirse a mediados de julio para evaluar la situación.

La decisión adoptada ayer por Chan sigue a una reunión que mantuvo dicho Comité de Emergencia el pasado día 1 por teleconferencia. Según las recomendaciones del comité, "desde una perspectiva global, aunque continúa la pandemia, el periodo de actividad más intensa parece haber pasado en muchas partes del mundo". Pero agregaron que "sigue siendo crítico que los países mantengan la vigilancia respecto a la pandemia".


Por ello, y tras estudiar las recomendaciones de los científicos, Chan decidió ayer no levantar la alerta y convocar una nueva reunión del Comité de Emergencia para mediados de julio, "cuando ya esté disponible la información sobre la estación invernal de gripe del hemisferio Sur".


La gestión de la OMS sobre la gripe A ha sido en todo momento muy cuestionada. Fue acusada de alarmismo y de favorecer a los laboratorios farmacéuticos. Por ello en el mes de enero anuncio que se sometería al análisis de un grupo de expertos independientes. Eso sí, la decisión la tomó cuando el Consejo de Europa decidió debatir la gestión de esta crisis sanitaria por parte de la OMS, que en todo momento se ha defendido de las críticas. Las principales acusaciones que se lanzaron contra la OMS fueron las de sobrevalorar la gravedad de la enfermedad, ya que la mortalidad no ha sido mayor que la de la gripe de otros años, y animar a la compra masiva de vacunas y de tratamientos contra la gripe A tras declararse la pandemia.


La crítica principal a este organismo internacional fue la de exagerar los riesgos de la enfermedad, que benefició a los fabricantes de esos productos farmacéuticos. La OMS alegó que declaró la pandemia, que decidió ayer mantener hasta julio por lo menos, por la rapidez de la expansión del virus, no por su mortalidad.


En el mes de abril, la OMS admitió que ha realizado una gestión confusa de la gripe A, en referencia a la alerta causada por la escala que utiliza el organismo, que sólo mide la expansión de una enfermedad, no su gravedad. Algo que la organización admitió que no supo explicar bien, por lo que no fue bien entendido.


España. En España, al igual que en el resto del mundo la incidencia de la gripe A ha sido más benigna de lo que se había previsto. Además, desde hace meses prácticamente no hay incidencia. De hecho, el Ministerio de Sanidad desde el 30 de diciembre de 2009 no facilita el informe semanal que realizaba cuando surgió esta crisis sanitaria.
El virus AH1N1 se descubrió en abril de 2009 en Norteamérica y fue declarado el 11 de junio de ese año como la primera pandemia del siglo XXI debido a su rápida propagación geográfica y a los temores que generó por tratarse de un virus desconocido y con posibilidades de mutar.


Asimismo, se estableció que los grupos de riesgo no eran los habituales (ancianos), sino grupos de edad más jóvenes (incluso en buena salud), mujeres embarazadas y personas con problemas de salud crónicos. Sin embargo, conforme transcurrían los meses se confirmaba que, globalmente, el virus tenía consecuencias moderadas y que su tasa de mortalidad era incluso menor a la de la gripe estacional.

  • 1