viernes, 16 noviembre 2018
22:33
, última actualización
Local

La ‘operación otoño’ dispara las lesiones musculares

En octubre y noviembre aumentan las consultas por “una práctica deportiva intensiva e inadecuada”

el 11 oct 2011 / 19:14 h.

TAGS:

Dos personas corren por el paseo Marqués de Contadero.

Llega el otoño y con él los habituales buenos propósitos ante la vuelta a la rutina. Hacer deporte, aprender idiomas... la lista es larga. Pero cuidado en lo que se refiere a la práctica deportiva... porque podemos hacernos daño si no estamos acostumbrados. Tendinitis, lesiones musculares y de ligamentos son las principales consecuencias de la práctica deportiva intensa de la operación otoño, según advierten los doctores Daniel Cansino y Pedro Bernáldez, especialistas en traumatología del deporte de la clínica hispalense USP Sagrado Corazón.

Ambos traumatólogos destacan que estas actividades tienen que llevarse a cabo "de forma ordenada y programada" para obtener un buen resultado y evitar la aparición de lesiones. Una observación que no es gratuita ya que en los últimos años se ha acentuado el número de pacientes que acude a consulta durante los meses de octubre y noviembre por "lesiones fruto de una práctica deportiva intensiva e inadecuada", tal y como constata el doctor Cansino. La concentración en estos meses obedece al objetivo de ponerse en forma tras la vuelta de las vacaciones "cuanto antes, pero por un tema absolutamente estético, no por la voluntad de adquirir hábitos de vida saludables", apunta.

Los especialistas de la clínica Sagrado Corazón recuerdan que la pérdida de peso no sólo se consigue con ejercicio, sino que hay que acudir a un especialista que establezca una dieta equilibrada que, combinada con una práctica deportiva adecuada, nos ayude a conseguir nuestro objetivo. "Si comenzamos de manera impulsiva sobrevendrán las lesiones en pies y rodillas, como las tendinopatías de rótula o tendón de Aquiles, por ejemplo", indican.

La utilización de un calzado adecuado, con un buen sistema de amortiguación, es también muy importante de cara a evitar las lesiones. "En el caso de deportistas más avanzados un estudio de la pisada nos ayudará a comprar el calzado más adecuado evitando así algunas lesiones", indica el doctor Bernáldez.

Siguiendo las recomendaciones de estos dos especialistas, siempre es conveniente empezar por ejercicio aeróbico libre de impacto para que nuestras articulaciones no sufran. La natación y la bicicleta pueden ser los ejercicios ideales al inicio, para de esta forma comenzar a entrenar y tonificar nuestra musculatura. Para conseguir la tonificación de la musculatura de la espalda, en general deportes como el yoga y el pilates serán muy apropiados, aconsejan estos médicos, sobre todo para evitar las contracturas frecuentes en personas con trabajos sedentarios y aquellos que soportan un estrés importante. Una vez puesta en marcha esta primera fase de adaptación ya podríamos comenzar a practicar otros deportes como el running, el tenis, el paddle, golf, etc...

Con respecto a la pregunta frecuente de los pacientes sobre la conveniencia de correr en cinta o en la calle, dependerá de en qué tipo de cinta lo hagamos. Las cintas adecuadas serán aquellas que tienen un sistema de absorción de impactos adecuado y un buen sistema de amortiguación en el calzado es "importantísimo" para los que corran por asfalto, especialmente para aquellos con pies cavos -elevación de la bóveda de la planta, que hace que no deje huella en la parte central al caminar- o con otras morfologías problemáticas. Finalmente, recuerdan que, en el caso de personas con problemas cardiorrespiratorios, metabólicos o diabéticos, es imprescindible un control por parte de su médico de cabecera antes de comenzar a realizar cualquier tipo de práctica deportiva.

  • 1