sábado, 23 marzo 2019
23:03
, última actualización
Local

La Policía francesa rechaza la acusación de ETA

La Gerndarmería asegura que la banda contradice la investigación de los hechos.

el 04 abr 2010 / 16:17 h.

TAGS:

La Dirección General de la Policía Nacional (DGPN) francesa rechazó este domingo las acusaciones de la banda terrorista ETA que acusó a los agentes galos de abrir fuego en primer lugar durante el tiroteo del pasado 16 de marzo en el que murió un policía al sur de París en su mensaje publicado en 'Gara' con motivo de la festividad  del Aberri Eguna.

En su comunicado, ETA ofrece una versión sobre lo ocurrido en  Dammarie-lès-Lys y señala que la Policía francesa "secuestró a cuatro  militantes de ETA en un bosque de dicha localidad". Asegura que,  cuando los cuatro permanecían "neutralizados", "un policía disparó  dos veces hacia un militante que estaba en el suelo y sin armas".

ETA asegura que, aunque supuestamente "no fue a dar", esto incidió  directamente en los sucesos posteriores, ya que fue entonces cuando,  "alarmados por los disparos", otros tres militantes que se  encontraban en los alrededores se acercaron al lugar y, "con la  intención de evitar cualquier enfrentamiento", hicieron una clara  advertencia a los policías: que tiraran las armas y se marcharan de  allí.  

Según indica, mientras dos policías procedían a retirarse, otros  tomaron actitud de enfrentarse "apuntando con las armas y dando paso  al tiroteo". "Así comenzó el tiroteo", insiste, tras aseverar que los  militantes de ETA efectuaron un total de nueve disparos mientras que  los policías franceses realizaron "bastantes más".

La banda terrorista concluye que, como resultado del conflicto,  "un ciudadano vasco fue secuestrado y el policía francés Jean-Serge  Nérin resultó muerto y aclara que el enfrentamiento tuvo lugar "en  contra de la voluntad de ETA", puesto que es de sobra conocida su  actitud al respecto y en la que se reafirma.

"El origen del enfrentamiento está en la actuación de la Policía  francesa contra nuestros militantes y, por tanto, de ningún modo al  revés. Ellos fueron los se acercaron a los gudaris de ETA para  secuestrarlos y fueron "los primeros en disparar", subraya.

En este sentido, la banda terrorista comenta que tanto la  ciudadanía francesa como el Gobierno de París "deberían hacer una  profunda reflexión" en torno "a dónde les quiere llevar la borrachera  represiva del Gobierno español".

En un comunicado emitido este domingo, la DGPN considera que el  mensaje de ETA no es más que una reivindicación de facto del  asesinato del policía galo y condena nuevamente "esta acción  terrorista de ETA en territorio francés".

La Policía gala califica de "falsas las acusaciones proferidas por  los miembros de esta organización en contradicción con los elementos  de la investigación" de los hechos ocurridos ese día.

"No podemos dar ningún crédito a un comunicado tan repugnante por  parte de esta organización terrorista y criminal que es ETA", señaló  el segregario general del primer sindicato policial Unité  Police/SGP-FO, Nicolas Comte. En un comunicado, denunció el "intento  de ETA de deshacerse" de este asesinato y subrayó que "todo el mundo  conoce la violencia de esta organización terrorista y no puede creer  tales acusaciones".

Por su parte, el segundo sindicato de las fuerzas del orden,  Alliance, también rechazó las acusaciones de la banda terrorista.  "Nosotros no damos ningún crédito a estas acusaciones sin fundamento,  que contradice la investigación", declaró su secretario general  adjunto, Frédéric Lagache, quien calificó a los miembros de ETA de  "vulgares asesinos de polis".

 

  • 1