Deportes

La Real Sociedad sufre para vencer con justicia al colista

La Real Sociedad doblegó con muchos apuros al colista, el Sevilla Atlético, que ha defendido con acierto su portería hasta que en los instantes finales Aranburu ha marcado el gol del triunfo.

el 15 sep 2009 / 23:43 h.

La Real Sociedad ha cumplido el expediente y ha doblegado con muchos apuros al colista, el Sevilla Atlético, que ha defendido con acierto su portería hasta que en los instantes finales Aranburu ha marcado el gol del triunfo.

Los aficionados donostiarras habían anotado con mucha anticipación en su casillero los puntos ante el desahuciado filial sevillista, habida cuenta de que está a 18 puntos de la salvación y únicamente ha ganado un encuentro en toda la competición, pero el conjunto de Fermín Galeote ha demostrado calidad y ha puesto en apuros a los guipuzcoanos en el primer tiempo.

Incluso la mejor ocasión de gol en los minutos iniciales ha sido para el conjunto andaluz, cuando un centro chut de Coto ha obligado a Bravo a realizar una gran estirada y evitar el remate de Fali que venía lanzado en busca del gol.

Coto y Fali, éste último que también ha estado cerca de marcar, han sido una pesadilla para la defensa local.

La grada ha comenzado a impacientarse al comprobar que sigue vigente la falta de acierto, sin restar méritos a la voluntad incuestionable de los realistas para cercar al Sevilla Atlético en su campo, jugar bonito y fallar como siempre en los últimos metros.

Sebastián Abreu, batallador como en ocasiones anteriores, ha disfrutado de la mejor ocasión de gol a los 30 minutos de juego, al culminar una jugada individual de Xabi Prieto con un duro remate evitado por el guardameta Ruyales con una parada de balonmano.

La segunda mitad ha sido un monólogo de juego del equipo vasco que ha contado con un pletórico Xabi Prieto, pero una y otra vez se ha estrellado a la hora del último remate ante la desesperación de Juan Manuel Lillo.

El Sevilla Atlético ha tardado 15 minutos en traspasar el centro del campo, pero daba igual porque la impresión generalizada era que la Real no metería un gol aunque le añadieran minutos y minutos al partido.

Ruyales se ha convertido por méritos propios en el mejor jugador del partido.

El capitán Mikel Aranburu en el minuto 82 ha conseguido finalmente perforar el muro defensivo sevillista, aunque el mérito principal ha sido de Moha tras una gran jugada individual.

  • 1