Deportes

La Reina sigue siendo el talismán de España

Doña Sofía presenció el partido ataviada de rojo y un fular amarillo que simulaba la enseña nacional.

el 07 jul 2010 / 20:40 h.

La Reina, en el palco de autoridades.
La Reina doña Sofía, ataviada con los colores de la selección española -vestido rojo y pañuelo amarillo- asistió hoy en el estadio de Durban a la histórica victoria de España sobre Alemania (1-0) que metió al equipo español por primera vez en una final de la Copa del Mundo.

Antes del partido, la Reina se mostró "optimista" ante las posibilidades de la selección española en la semifinal contra Alemania y destacó "la maravillosa labor y compenetración" del equipo de Vicente Del Bosque.

"Estamos aquí para apoyar a nuestro equipo que está haciendo una labor maravillosa y muy compenetrados. Sabiendo que el otro equipo está muy bien también, pero que el nuestro va a ser mejor. Siempre optimistas", declaró.

Doña Sofía destacó que "todo el país está muy ilusionado con la selección" y confió en que Sudáfrica "va a traer suerte".

"Esperemos que sea todo lo mejor. Es histórico venimos con toda la ilusión porque esta selección juega de maravilla. Toda la Familia Real hubiera querido venir, el Rey el primero, pero lo van a seguir por la televisión", añadió.

La Reina llegó por la mañana a Durban con el pañuelo rojo de San Fermín al cuello y fue recibida por el secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, y por el embajador español en Sudáfrica, Pablo Benavides.

Doña Sofía permanecerá en Sudáfrica hasta la ansiada final del domingo frente a Holanda en Johannesburgo.

La Reina pasó cinco años de su infancia en Sudáfrica, país al que la familia real griega se trasladó desde el Cairo cuando ella tenía dos años y medio.

El rey Jorge II y su familia abandonaron Grecia el 23 de abril de 1941, tras la invasión del país por el dictador italiano Mussolini, para dirigirse al exilio, que duró cinco años y que transcurrió en Ciudad del Cabo.

  • 1