Deportes

La sequía da paso a los goles inútiles

Jonathan Pereira vuelve a marcar, siete meses después, pero resulta que los tres últimos tantos del Betis no han valido para nada.

el 28 nov 2011 / 21:05 h.

Jonathan Pereira, al fondo, corre entre Iriney y Salva Sevilla tras el 1-2.
Jonathan Pereira se reencontró con el gol, siete meses después, y el Betis también, en su caso 551 minutos más tarde. El final de la larguísima sequía ofensiva tocó a su fin con una magnífica volea de izquierda que supuso el 1-2 y una buena definición ante Bravo en el 2-2. Total, que en cinco minutos logró el conjunto verdiblanco lo que no había conseguido en ocho jornadas enteras (sólo una diana en ese parcial, la de Jorge Molina en el Bernabéu), pero lo triste es que de nada le sirvió ninguno de los tantos del menudo delantero gallego, como tampoco le valió para nada aquel lejano gol del alcoyano frente al Real Madrid. Al Betis no sólo le cuesta ver portería, sino que últimamente la recompensa es cero cada vez que lo hace.

La buena noticia, dentro de la negritud que envuelve todo lo relacionado con el Betis en la actualidad, es que Pereira cortó por fin la nulidad ofensiva que era su equipo desde hace más de un mes. Al final, el récord negativo se queda en 551 minutos sin cantar un solo gol, los que van desde el de Molina en el minuto 69 del partido contra el Madrid al minuto 80 del partido del domingo, con otros cinco encuentros en medio. El responsable del final de la racha, además, se estrena con sus primeros goles de la temporada y se suma a Rubén Castro, Beñat, Salva Sevilla y Santa Cruz, que también llevan dos tantos en lo que va de campaña.

Hay más efemérides para Pereira. Se trata de su primer doblete en Primera, donde acumula siete goles (uno con el Villarreal en la 06-07, cinco con el Racing en la 08-09 y este último con el Betis), y el segundo como verdiblanco, ya que en la 09-10 logró otro frente al Rayo Vallecano en Segunda División. Y como queda dicho, el final de la sequía del Betis también es el final de otra sequía para el vigués, que no marcaba ningún gol desde el 30 de abril (convirtió el 2-1 en una victoria sobre el Numancia por 4-1). Y para irse a su última celebración en Primera hay que retroceder hasta el 17 de mayo de 2009, cuando anotó un tanto contra el Valladolid vistiendo la camiseta del Racing. Huelga decir que Pereira reivindica así un puesto en el once titular.

La mala noticia, una más, es que todos los goles, tres en realidad, que ha obtenido el Betis en las nueve últimas jornadas son inútiles, ya que ninguno de ellos le ha reportado ni un mísero punto.

  • 1