Local

La Sinfónica del Aljarafe brinda el ‘Réquiem’ de Mozart hoy en El Salvador

La formación que dirige Pedro Vázquez Marín actuará a beneficio de Prodean.

el 07 mar 2013 / 20:03 h.

TAGS:

Más que acostumbrados ya a asumir desafíos, los jovencísimos músicos de la Orquesta Sinfónica del Aljarafe brindarán hoy una versión del Réquiem KV626 de Mozart nada menos que en la Iglesia Colegial del Divino Salvador de la capital, con la asistencia de cuatro escolanías de la provincia de Sevilla y a beneficio del proyecto Sin ir más lejos de la Fundación Prodean. La cita, que tendrá lugar a partir de las 21.00 horas, se presenta como concierto de Cuaresma, y las entradas oscilan entre los 12 euros de la venta anticipada y los 15 de taquilla.

Casi un centenar de intérpretes se darán cita sobre la escalinata del altar mayor de El Salvador, ya que además de los músicos de la Sinfónica están invitadas las voces de la Escolanía de Sanlúcar la Mayor, el Coro Ángel de Urcelay, la Escolanía de Tomares y la Escolanía de las Irlandesas de Bami. Cabe destacar asimismo la presencia de solistas tan solventes como la soprano Bruna de Castro Paluzzi, la mezzosoprano Mercedes López, el tenor Pedro Cuadrado y el barítono Jorge de la Rosa completando el cartel.

"Tenemos la suerte de contar con un lleno casi absoluto, con cuatro solistas importantes, todo un Réquiem de Mozart que suena divinamente y una buena causa benéfica", explicaba ayer un exultante Vázquez Marín al término de los ensayos.

El director, principal responsable del extraordinario desarrollo que ha tenido la Orquesta desde su fundación, hace diez años, explica que este concierto culmina una intensa agenda que ha permitido a las diversas formaciones integradas en la Sinfónica una media de ocho conciertos mensuales, en los que los músicos han podido foguearse tanto en el terreno de la copla -acompañando a las estrellas del espectáculo Azabache, incluido un recital en el Teatro Real de Madrid-, el flamenco -con el pianista David Peña Dorantes- o la música clásica, como es el caso del Réquiem de esta noche. "El éxito de esta orquesta pasa por la versatilidad", asevera. "Nos han enseñado que cada concierto debe parecernos el último, ya sea acompañando a Pasión Vega en Azabache o tocando a Mozart: en todos los casos, el público se merece la máxima calidad artística".

Asimismo, Vázquez Marín defiende que el público"va percibiendo un sonido peculiar" en esta formación surgida de Sanlúcar la Mayor, dependiente por completo de los patrocinios privados pero que, a pesar de que "el futuro está muy difícil", aspira a posicionarse entre las grandes orquestas andaluzas "insistiendo en el plano formativo" y luchando por "crecer poco a poco para estar al máximo nivel", concluye el director.

  • 1