Cultura

La suerte está echada

Con la Sección Oficial concluida, El Correo apuesta por su palmarés en esta edición con buenas películas

el 13 nov 2009 / 21:38 h.

Concluyó la sección oficial ayer con la proyección de las dos últimas cintas (la mejor y la peor, por cierto, del certamen), y por lo tanto ya podemos hacer una valoración del total, una selección de las favoritas, y lanzar algunas hipótesis de lo que puede pasar este mediodía cuando el jurado oficial saque a la luz el palmarés de esta sexta edición del Sevilla Festival de Cine Europeo.

Con el porcentaje tan elevado de cintas británicas en juego (ya lo comentamos hace unos días, cuatro de catorce, casi el 30% de las que compiten por el premio son de las islas), sería extremadamente raro que ninguno de los trofeos fuese para alguna de estas películas. Y si hay que elegir una de ellas, sin duda la mejor de todas es Fish tank, que causó muy buena impresión y de la que prácticamente todo el mundo salió contento.
Su rival más directo es Nada personal, que se proyectó el último día pero que se desveló como la mejor de las películas a concurso.

Sencillamente sublime, enamoró a casi todos los asistentes (siempre hay excepciones, claro). Si en este certamen hubiese premios a la interpretación, estas dos cintas se los llevarían casi con total seguridad: Katie Jarvis por su papel en la primera, y Stephen Rea por el retrato de hombre solitario en la segunda. Podían tener algún competidor serio en Kristin Scott-Thomas (Partir) y Ian McShane (Un pecho de 110 cm.). Pero claro, todo esto sólo son hipótesis.

Volviendo a las películas, no podemos olvidar otras tres cintas que cuentan con posibilidades de recoger algún trofeo. Me refiero a Lourdes, Partir y Cuando el cielo cae. Independientemente de que se encuentren entre mis favoritas o no, parecen ser las que cuentan con mayores posibilidades. El premio al mejor director (una novedad de este año) puede estar disputado, aunque lo razonable (y lo lógico, viendo la calidad de las competidoras) es que sea una mujer la que lo gane. Las candidatas con mayores posibilidades son Jessica Hausner (Lourdes), Andrea Arnold (Fish tank) y Urszula Antoniak (Nada personal).

Pero claro, los jurados son extraños, y para gustos están los colores, y tampoco sería demasiado extraño, pues, que nos llevásemos alguna desagradable sorpresa. No sería la primera vez (ya el pasado año ganó la cinta islandesa Back soon que era divertida, pero con la que nadie contaba en un principio) y den los premios a las más soporíferas o insoportables de las películas que nos hemos tenido que tragar (entiéndase con ello Pepperminta, She, a chinese, La joven de las naranjas o Los hombres del puente). Al menos, aunque esto ocurra, siempre nos quedará el derecho al pataleo, aunque total, para lo que nos va a servir...

  • 1