Cultura

La Unesco amplía sus Lugares Patrimonio de la Humanidad

Los puentes de Amsterdam entran, por ejemplo, pero se vuelve a quedar fuera la propuesta de la ciudarealeña Almadén "por un solo voto".

el 01 ago 2010 / 18:33 h.

La localidad ciudadrealeña de Almadén ha vuelto a quedarse fuera de la lista de Lugares Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco y, como ya ocurriera en la reunión del comité de Sevilla en 2009, ha sido "por un solo voto".

Así lo explicaron ayer a Efe el teniente de alcalde de Almadén, Ismael Mansilla, tras conocer la votación realizada en Brasilia por los miembros de la Unesco, que han felicitado el expediente del Binomio mercurio-plata en el Camino Real Intercontinental pero no lo han aprobado.

Mansilla señaló que las Minas de Almadén y las de Idria, en Eslovenia, podrían haber conseguido su propósito como "candidaturas en solitario", pero el Comité de Patrimonio Cultural de la Humanidad mostró su indecisión al no entender bien el papel de San Luis de Potosí en México en el expediente.

La Unesco no "acaba de ver" cómo a través del mercurio europeo se fraguó la riqueza patrimonial y arquitectónica mexicana, aunque el nexo se debe a que por amalgama del líquido metal se obtenían los metales preciosos del Nuevo Mundo, ha explicado Mansilla.

Otros sí consiguieron la distinción de la Unesco, como la Estación de Arte Rupestre de Siega Verde, en la provincia de Salamanca, como ampliación de los Yacimientos de arte rupestre prehistórico del Valle de Côa, enclave portugués que ya cuenta con este reconocimiento desde 1998.

También un parque marino en Hawai, la Meseta Central de Sri Lanka y un área de conservación de Tanzania con importantes vestigios ancestrales del hombre fueron incluidos ayer en la lista de lugares Patrimonio Mundial de la Humanidad por la Unesco.

Los canales del centro histórico de Amsterdam obtuvieron también en Brasilia esta distinción de Patrimonio Cultural de la Humanidad de la Unesco, una distinción que se perseguía desde el año 2006 y que fue recibida ayer con alegría en la capital holandesa.

Este reconocimiento a los canales del siglo XVII, convertidos en símbolo de la ciudad, supondrá para Amsterdam financiación europea para obras de restauración, además de un importante impulso al turismo.

  • 1