Local

La venta de la Gavidia se reactiva ahora para un centro comercial

El edificio saldrá a concurso con la oferta de cambiar el PGOU el próximo mandato

el 18 mar 2011 / 11:04 h.

TAGS:

El edificio de la Gavidia, ubicado en la Plaza de la Concordia.
Un año y medio después de que el Ayuntamiento anunciara su intención de vender el edificio de la Gavidia para habilitar en él un centro comercial, el Gobierno local anunció ayer, a dos meses de las elecciones, que sacará el inmueble a concurso antes de la finalización del mandato.

Lo hará a través de unos pliegos de condiciones que incluirán por primera vez la posibilidad de que se modifique el Plan General de Ordenación Urbanística (PGOU), que cataloga este edificio de propiedad municipal como equipamiento, y que se pueda pagar parte de los doce millones en los que está presupuestado con otro suelo del casco histórico que el Consistorio podrá dotar de un uso público. Tanto la resolución de esta convocatoria como los complejos trámites que lleva aparejada, quedan ya para el próximo mandato.

Desde que en 2005 el Ayuntamiento adquirió el edificio de la Gavidia en el marco de un convenio con el Ministerio del Interior, todas las fórmulas para buscarle una salida al inmueble han fracasado. Por el coste de su rehabilitación, por el precio que se pagó por él -9,9 millones de euros más cinco parcelas valoradas en 2,3 millones-, por el grado de protección del inmueble y por la complejidad de aprobar una modificación del Plan General de Ordenación Urbanística. En noviembre de 2009, el Consistorio decidió finalmente sacarlo a la venta para su uso comercial. Desde entonces, se han multiplicado los contactos con distintas empresas interesadas en un solar ubicado en pleno centro y a unos metros de El Corte Inglés.

Ayer, la delegada de Hacienda, Nieves Hernández, anunció que antes de la finalización del mandato presentará los pliegos de condiciones para sacar a concurso el edificio. En ellos no se modificará el precio, pero se introducirá el concepto de la permuta: se podrá incluir en la operación la concesión de un edificio o un suelo al Ayuntamiento, cuyo valor, sumado a la cantidad que se abone en líquido, alcance los doce millones de euros.

Esta parte de la operación es esencial dada las limitaciones que establece el PGOU para este edificio. Los 7.462 metros cuadrados están calificados como equipamiento público y sólo el 20% del inmueble se puede destinar a usos complementarios, como pueda ser el comercial. Si se quiere ampliar ese porcentaje, se debe compensar con otro terreno en el caso histórico que se destine a equipamiento. Durante un año y medio, Hacienda y Urbanismo no han logrado consensuar esta operación, que exige una delicada intervención urbanística en un espacio como el casco histórico, que debe ser luego ratificada por el Consejo Consultivo y por la Junta de Andalucía.

De ahí que durante más de un año y medio la operación de venta, que se presupuesta en las cuentas municipales y a la que están vinculadas otras inversiones, se haya visto bloqueada. Ahora, el Ayuntamiento ve posible la operación, en la que se han tanteado a importantes firmas comerciales dispuestas a rehabilitar el edificio, ocuparlo parcialmente o por completo, y adquirir otros solares en el centro que puedan compensar la reducción de suelos para equipamientos.

Así, como admitió ayer la delegada de Hacienda, aunque los pliegos de condiciones se puedan sacar antes de la finalización de este mandato, la adjudicación no se podrá realizar hasta el próximo, y será una tramitación que quedará en manos de quien tome el relevo a partir del mes de mayo. Según anunció el Gobierno local, hasta que no se cambie el documento marco urbanístico de la ciudad no se podrá formalizar la concesión.

Si se lleva a cabo tal y como plantea ahora el Gobierno local en la recta final del mandato, el Consistorio no ingresará 12 millones de euros como viene presupuestando en sus cuentas sino que parte de este dinero le llegará a través de suelos o edificios.

  • 1