Local

La victoria de Puigcerós al frente de ERC da continuidad al tripartito

Puigcercós y Ridao prometen un "cambio tranquilo" en ERC con unos resultados que les da "amplia legitimidad. El actual secretario general del partido sustituirá a Carod-Rovira en la presidencia.

el 15 sep 2009 / 06:04 h.

TAGS:

El nuevo presidente de ERC, Joan Puigcercós, abogó ayer después de ganar las primarias de ERC por liderar un "cambio tranquilo" en ERC, que anunció que gestionará con la "amplia legitimidad" que les da el apoyo del 37,56% de los militantes a la candidatura que compartía con su sucesor a la Secretaría General, Joan Ridao, que le superó por 20 votos en el resultado final.

En declaraciones a los periodistas, Puigcercós opinó que "ha ganado ERC", un partido que "tiene momentos muy importantes por escribir en la historia de Catalunya" y que ahora está "más legitimado" por sus militantes, por la alta participación registrada, del 70%. Opinó que las primarias han sido "impecables" y acontecen un "ejemplo para la renovación política de los Països Catalans".

Una vez superada la primera de las jornadas del proceso congresual de ERC que culmina el sábado 14, Puigcercós dijo que ahora "toca hablar y escuchar" para pactar la nueva ejecutiva con el resto de candidaturas en la "segunda vuelta" del congreso.

"Hemos hecho un salto cualitativo como partido", opinó tras considerar que ERC hará avanzar a Catalunya hacia "más libertad colectiva pero también individual". Una nueva etapa de "ambición nacional".

El cambio tranquilo . Para el nuevo secretario general de ERC, Joan Ridao, el partido ha dado hoy un "ejemplo de democracia". Para Ridao, dentro de la "diferencia, la pluralidad y la diversidad que se expresa en el interior de ERC", el partido es hoy "más fuerte".

"Hemos decidido sobre el futuro del partido sin interferencias, sin intromisiones e ingerencias de nadie", destacó Ridao, que opinó que el 37,56% de los votos les da "amplia legitimidad" para gobernar la nueva etapa del partido independentista.

Expresó la "voluntad, compromiso y obligación" de dirigir el partido "con la mano tendida" para administrarlo de forma "integradora y conciliadora" y conseguir una ejecutiva "lo más unitaria y cohesionada" además de "lo menos excluyente posible".

"Somos conscientes de que hemos iniciado una nueva etapa y cerramos un ciclo político" tras el pinchazo en las elecciones generales del 9 de marzo, indicó Ridao, que reconoció que la estrategia que diseñó el partido en el congreso de Lleida de 2004 "no ha sido positiva en la medida que se ha colapsado la vía autonomista".

Hizo un guiño a los críticos de Reagrupament.cat y Esquerra Independentista -que juntos sumaron el 36% de los votos-- al admitir que en el partido hay "voluntad de cambio", que ya anunció que será un "cambio tranquilo sin golpes de timón bruscos y virando de forma suave" y "responsable".

Puigcercós y Ridao defendieron la necesidad de crear una candidatura conjunta de partidos catalanistas en las elecciones europeas de 2009 y condicionar cualquier acuerdo de gobierno tras las elecciones autonómicas a la defensa del concierto económico.

Los ganadores de las primarias de ERC fueron aplaudidos por un centenar de militantes que se concentraron a la salida de la sala de prensa de la sede del partido donde hubo las comparecencias de los candidatos. Los militantes, a la salida, gritaron consignas como "Puigcercós presidente, Catalunya Independiente".

  • 1