Local

La violencia se dispara en Túnez y Argelia en plena revuelta social

El Gobierno reconoce 14 civiles muertos y la oposición eleva a 20 los fallecidos.

el 09 ene 2011 / 20:45 h.

TAGS:

Un momento de los enfrentamientos callejeros vividos ayer en Túnez, que se cobraron la vida de 14 civiles.

La ola de violencia continúa en Túnez y Argelia. El Gobierno tunecino, a través de la agencia oficial TAP, confirmó ayer la muerte de 14 civiles dentro de los disturbios desatados por la subida de precios, que han dejado también ocho heridos por disparos de la Policía, realizados "en legítima defensa" según el Gobierno, en la ciudad tunecina de Thala. En Argelia las víctimas mortales son tres.

Según elpaís.com , de las seis últimas víctimas, cuatro murieron en Rgeb y dos en Gassrine. Las otras cinco, que están registradas en Thala, ciudad fronteriza con Argelia, se produjeron después de que una turba intentara asaltar un edificio del Gobierno con cócteles molotov, y desoyera los disparos disuasorios de la Policía, informó el Ministerio del Interior.

La oposición del país, sin embargo, eleva a 20 la cifra de fallecidos, la mayoría por disparos de la Policía, registrados en la madrugada del sábado al domingo.

A este listado de víctimas mortales habría que sumar varios casos de inmolaciones protagonizados por jóvenes de 17 años en protesta contra el Gobierno.La mecha de la violencia prendió después de que en Argelia se hayan producido disturbios por el alza de los precios de productos básicos. En Argelia el conflicto se ha cobrado la vida de tres personas y deja más de 400 heridos. Una ola de violencia que se radicaliza ahora en Túnez.

El Gobierno del país norteafricano achaca los disturbios a la acción de los extremistas que desean desestabilizar el país, y además indicó que también hay tres policías heridos de gravedad, según informó Europa Press.

El presidente tunecino, Zine al Abidine Ben Ali, calificó de "inaceptables" las manifestaciones, y advirtió de que podían dañar los intereses del país al desanimar a los inversores y a los turistas, importantes fuentes de ingresos del país. Y es que en el día de ayer también explotó un pequeño artefacto a la entrada del consulado de Túnez en París.

Ante la represión en el Magreb, la Unión Europea (UE) y los Gobiernos y partidos políticos del sur de Europa guardan silencio. Según informaba rtve.es, algunas asociaciones humanitarias y de derechos humanos han denunciado la violenta represión en el país africano. Para Amnistía Internacional, además de la represión de las protestas, se han producido "olas de detenciones por todo el país".

La organización indicó que el Gobierno tunecino está intentado evitar la propagación de las protestas, aplicando "una férrea censura" en los medios de comunicación y bloqueando sitios webs, en especial espacios de Facebook relacionados con el país.

El Departamento de Estado norteamericano ha convocado al embajador de Túnez en Washington, Habib Mansur, para pedirle explicaciones sobre los disturbios.

  • 1