jueves, 13 diciembre 2018
21:24
, última actualización
Local

"La visión nocturna de la portada va a ser verdaderamente espectacular"

el 21 abr 2012 / 18:53 h.

TAGS:

Los autores del diseño de la portada.

Uno es de Las Penas de San Vicente y el otro de las Siete Palabras. Uno es sevillista, el otro bético. Y Manuel fue alumno de Miguel Ángel. Ambos, aparejadores, se complementaron a la perfección para diseñar la monumental portada de la Feria de 2012.


-¿Qué les llevó a asociar un templo como el Salvador a la Feria?
-(Miguel Ángel Pérez) La verdad es que barajamos muchas posibilidades y entre ellas estaban varios edificios de Sevilla y al final vimos las posibilidades que tenía la portada del Salvador. A los dos nos gustaba muchísimo, tanto por su significado como por su estética. Poco a poco le hemos ido cogiendo cariño tanto al edificio como al diseño y la verdad es que creemos que hemos acertado.


-(Manuel Jiménez) Nosotros queríamos representar el monumento en sí, no un edificio emblemático de una religión y, como tal, hemos suprimido toda iconografía religiosa (santos, ángeles, crucifijos), que es muy abundante en la fachada del Salvador y la hemos sustituido por filigranas. Haciendo los bocetos iniciales era el edificio que más nos gustó y mejor encajaba en una portada de Feria, y aparte cumplía la efemérides del 300 aniversario de su construcción, que también tuvo mucho peso en la elección del diseño.


-O sea que, aunque el edificio sea religioso, ésta es una portada laica.
-(M.A.P.) Eso pretende, que no plantee ningún tipo de divergencia ni de polémica.


-¿A las hermandades con sede en el Salvador -el Amor, Pasión y el Rocío de Sevilla- les ha gustado el resultado final ?


-(M.A.P.) Sí, la verdad es que, por lo que hemos podido captar, la opinión es muy favorable entre la generalidad de la ciudadanía de Sevilla. Todo el mundo coincide en que es una portada muy acertada.

-(M.J.) A la gente le está sorprendiendo su dimensión. Creen que es más grande que otros años y la verdad es que por número de paneles ocupa más superficie que las portadas de los últimos años. También llama la atención la tonalidad, poco representada.


-Ya se han visto hasta fotomontajes de la portada con la rampla...
-(M.A.P.) Sí, sí (se ríe). Ésa era una de nuestras intenciones, que la gente de Sevilla se identificara con la portada, que no hubiera que explicársela a nadie. La portada de este año la entiende todo el mundo, la identifica y la asume como suya, porque realmente la plaza del Salvador es una de las más concurridas, conocidas y queridas por todos los sevillanos y aquí vamos a tener su emblema más importante.


-Aún así, hay quien no ha entendido que una iglesia sea la que dé la bienvenida a la Feria.
-(M.J.) Como te comentaba, hemos representado el monumento en sí. Es verdad que es la primera vez que se representa un templo en sí como motivo principal, pero ya otros años se han empleado elementos secundarios de otros edificios religiosos (la Giralda, el convento de Santa María de las Cuevas), algo que se justifica por el peso fundamental que tienen en esta ciudad.


-¿Qué apellido le pondrían a su obra? Una portada...
-(M.A.P.) Coincidimos con la mayoría de la gente en calificarla como grandiosa, monumental, tanto por su forma, su diseño, como por sus dimensiones y proporciones. Impresiona.


-¿Se ha tenido que modificar mucho el diseño que realizaron sobre el papel a la hora de materializar su montaje?

-(M.J.) Ha sido bastante respetuoso con el diseño original. Las modificaciones que han habido a nivel estructural han sido leves. Simplemente, han ampliado un poco los basamentos laterales, por motivo de estructura, y también en la parte superior, donde va el NO&DO, han redondeado un poquito esa figura para facilitar la colocación de los pináculos laterales.


-Encubre algunos detalles en los que conviene fijarse, ¿verdad?

-(M.A.P.) Hay detalles alusivos a las efemérides que se celebran en este año y que, probablemente, si no te los indican, pueden pasar desapercibidos, como son las esferas armilares de la Expo que coinciden con los capiteles de las columnas centrales y laterales. Pero a nosotros de todo el conjunto quizás lo que nos llame más la atención y a lo que se te va la vista es al arco central, el dintel con todos los elementos decorativos que se han incorporado y el óculo central que ha quedado francamente bonito y que lo veremos en todo su realce cuando esté iluminado. La visión nocturna de la portada va a ser verdaderamente espectacular.


-¿Son partidarios de modificar las bases del concurso para abrir el diseño de la portada a ideas más innovadoras?
-(M.J.) Nosotros presentamos seis proyectos, de los cuales cinco eran bastante innovadores y éste era el más tradicional. De hecho, si se leen con detenimiento, las bases permiten cualquier presentación, incluso los años anteriores se han presentado diseños muy innovadores que han salido elegidos. Tiene que haber cabida para todo, unos años le toca a una portada más tradicional y otros a una más innovadora.


-¿El debate está abierto?

-(M.A.P.) El debate está abierto, pero no se pueden perder de vista ciertas limitaciones intrínsecas al carácter del elemento, condicionantes técnicos que, aunque superables gracias a los medios que hoy ofrece la tecnología, tendrían un costo que limita las soluciones técnicas y éstas a su vez las características del diseño.


-(M.J.) La Feria no es más que un cúmulo de elementos costumbristas, tradicionales. Cierto es que la innovación tiene cabida pero hasta cierto límite. No se puede perder de vista la esencia de la fiesta.


-De la Feria actual, ¿a qué le meterían el lápiz?

-(M.A.P.) Se podría reducir algo el espacio destinado a atracciones. Teniendo en cuenta la demanda tan grande que hay de casetas, sobre todo a nivel institucional, merecería la pena ampliar el espacio destinado a las mismas a costa de reducir el de las atracciones. En definitiva, las atracciones se encuentran en cualquier festejo de cualquier sitio. Sin embargo, las casetas, la animación, el paseo de caballos es único y exclusivo de nuestra Feria.

-(M.J.) Creo que ya hay un plan municipal para ampliar el número de casetas. Me parece una buena actuación porque cada vez hay más visitantes foráneos y la Feria deberían disfrutarla no sólo los sevillanos sino todos los visitantes.

  • 1