Local

El cierre de la televisión griega pone en alerta a las españolas

Los ERE que se barajan aquí suman tantos trabajadores como en Grecia.

el 15 jun 2013 / 20:57 h.

TAGS:

Cuando las barbas del vecino griego veas cortar, pon las tuyas a remojar. Algo así deben de estar pensando las 13 cadenas autonómicas después del sorprendente cierre de la radiotelevisión pública griega, que ha hecho saltar por los aires el sacrosanto principio de inviolabilidad de las televisiones estatales. Si la realidad ha demostrado que toda una cadena pública europea puede ser suprimida, resulta lógico que en las modestas radiotelevisiones dependientes de las autonomías se hayan puesto a temblar. Todos los Gobiernos autonómicos, sin excepción, han tomado medidas drásticas para evitar que el huracán financiero se las lleve por delante. La última en subirse al carro de los podadores de plantillas ha sido la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales, que ha anunciado un ERE que afectará a 312 trabajadores. TV-TRABAJADORES-TV-PUBLICA El 75% de la plantilla  Cifra discreta si se compara con los 1.295 que piensa despedir la RTV de Valencia (Canal 9) y los 861 (incluyendo 32 temporales) afectados por el ERE de Telemadrid. En ambos casos, el tijeretazo supone suprimir las tres cuartas partes de las plantillas, lo que obligará a contratar fuera muchos contenidos como paso previo a la privatización. El Gobierno valenciano ya la ha anunciado sin disimulo, mientras que sus colegas madrileños no la descartan. A los despedidos de Telemadrid les queda por lo menos el consuelo de que el Tribunal Superior de Justicia ha declarado improcedente su ERE por falta de justificación de las causas alegadas por la empresa. La sentencia, recurrida ante el Supremo, obliga a Telemadrid a readmitir a los trabajadores o abonarles 45 días por año trabajado. Alguna compensación así desearían los 260 despedidos por la RTV de Murcia, que ha convertido su programación en un desierto de reposiciones e informativos. Pero lo que dispararía la cifra de despidos sería la aplicación de un ERE en RTVE. La corporación y los sindicatos mantienen estos días unas negociaciones sobre el convenio colectivo que, de no llegar a buen puerto, amenazan con rebajar la plantilla en 5.467 trabajadores. Como solución, el presidente de la Academia de la Televisión, Manuel Campo Vidal, propuso el jueves una “reinvención” de las teles autonómicas con ajuste de estructuras y presupuesto, pero también con nuevas ofertas: “Sobran contenidos tradicionales y faltan nuevos estilos narrativos e informativos”

  • 1