Local

Las bolsas de plástico dicen adiós

Las bolsas de plástico de un sólo uso, las que, entre otras muchas aplicaciones, se utilizan para llevar la compra del supermercado, y de las que cada español consume aproximadamente una por cada día del año, tienen los días más que contados.

el 16 sep 2009 / 07:33 h.

TAGS:

Las bolsas de plástico de un sólo uso, las que, entre otras muchas aplicaciones, se utilizan para llevar la compra del supermercado, y de las que cada español consume aproximadamente una por cada día del año, tienen los días más que contados.

En España se gastan anualmente unos 16.000 millones de unidades de bolsas comerciales no biodegradables, lo que supone unas 100.000 toneladas de plástico. Pero del total, tan sólo un 10% se recicla, lo que, a juicio de los ecologistas, supone un problema medioambiental de envergadura al tratarse de un residuo contaminante que, asegura Greenpeace, tarda unos 400 años en degradarse.

Según Cicloplast, entidad que promueve el reciclado de los plásticos, las bolsas "tan sólo" representan el 0,4% del total de los residuos urbanos en España, que el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino cifra en 24,6 millones de toneladas al año.

Para combatir el problema que denuncian los ecologistas, el Plan Nacional Integrado de Residuos (PNIR), aprobado por el Gobierno en diciembre de 2008, contempla disminuir su uso a la mitad en 2010, y alcanzar el 100% en un plazo que no debería ir más allá de 2015.

España se suma así a un movimiento internacional que persigue acabar con tan abusivo consumo. China, Italia, Francia, Dinamarca, Irlanda o Suiza son países que tomaron ya medidas, algunas drásticas, y que van desde el pago de tasas por los consumidores hasta simplemente su prohibición.

"Consumimos tantas porque son necesarias, porque nos hacen la vida más fácil; se han hecho imprescindibles", aseguró, en conversación con Efe, el director general de la Asociación Española de Industriales de Plásticos (Anaip), Enrique Gallego.

En Cicloplast reconocieron que "en ocasiones" se produce "un uso abusivo e indiscriminado de las bolsas en los comercios, que luego no siempre acaban en el pertinente contenedor amarillo para su reciclado. Esto, unido a que cada vez son de menor espesor, se reutilizan menos, tienen menos valor para el consumidor y, con frecuencia, se abandonan en lugares inadecuados provocando un impacto estético en el paisaje".

Desde esta entidad se aconseja, además de reducir su uso, "realizar un consumo más responsable, sin olvidar ofrecer alternativas al consumidor adecuadas a su estilo de vida que, además, supongan el menor impacto ambiental posible".

La industria apuesta, tal y como apuntó Enrique Gallego, por bolsas reutilizables de polietileno, también biodegradables, pues "constituyen la mejor de las soluciones desde el punto de vista ambiental tanto en términos de consumo de energía y agua como en cuanto al impacto ambiental de las emisiones de CO2 y otras".

Recientemente, una de las superficies comerciales con mayor volumen de negocio, Carrefour, anunció que eliminará de todos sus centros las bolsas de plástico, de forma paulatina y hasta final de año. Durante el periodo de transición entregará de forma gratuita a sus clientes bolsas reutilizables.

  • 1