Economía

Las cajas prevén que 2009 termine con 4,5 millones de parados

La Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas) dibujó ayer el panorama más sombrío para la economía española y estableció el tope de la sangría laboral de la crisis en 5 millones de parados, cifra que se alcanzaría en 2010, en cuyo último trimestre se iniciaría una tímida recuperación.

el 15 sep 2009 / 23:47 h.

J. R.

La Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas) dibujó ayer el panorama más sombrío para la economía española y estableció el tope de la sangría laboral de la crisis en 5 millones de parados, cifra que se alcanzaría en 2010, en cuyo último trimestre se iniciaría una tímida recuperación.

Pesimistas entre las pesimistas. Las previsiones económicas y laborales de Funcas, el servicio de estudios de las cajas de ahorros, fulminan no sólo las diseñadas por el Gobierno, sino las publicadas recientemente por el BBVA.

Dicen estas últimas que España alcanzará la barrera de los 4,5 millones de parados en 2010, y que este año serán 4,1 millones. Dicen las primeras que aquel nivel está a la vuelta de la esquina, pues se rozará en 2009, siendo la tasa de desempleo del 17,2% sobre la población activa.

El panorama dibujado por las cajas, en su última edición de Cuaderno de Información Económica, ya un clásico en análisis macroeconómicos, indica que el Producto Interior Bruto (PIB) de España va a caer un 3% en 2009 (todo el año en recesión), tres décimas más que el cálculo del BBVA y casi el doble respecto a las estimaciones del ministro Pedro Solbes, que apuntan a una caída del 1,6%.

Para que se entienda en sus justos términos: cada décima del PIB arrastra alrededor de mil millones de euros, que van al desagüe, con su actividad económica y empleos incluidos. He aquí la importancia de los datos macroeconómicos de un país.

A tenor de la evolución del desempleo -3.481.859 personas sin puesto de trabajo registradas en febrero pasado-, las cifras barajadas por Funcas suponen que en el conjunto de 2009 se habrán perdido un millón de empleos, a los que se añadiría otro medio millón en 2010.

En efecto, el director del Gabinete de Coyuntura y Estadística de Funcas, Ángel Laborda, indica que la tasa media de paro seguirá elevándose el año que viene, hasta colocarse en el 20,5%. De cada diez españoles en edad de trabajar, dos se quedarán parados. Estaríamos en el entorno de 5 millones de personas sin trabajo.

2010, además, será otro ejercicio completo de recesión, y sólo en el último trimestre del año habrá una tímida recuperación de la economía, según Funcas.

¿Qué argumentos se esgrimen? Por lo pronto, la caída "brutal" de la inversión de empresas en bienes de equipo -y si no hay inversión, no se crea empleo- y del consumo de los hogares -si no hay consumo, la actividad empresarial se reduce-, consecuencia de la restricción crediticia y del empeoramiento de las expectativas internacionales. Mientras, la reactivación del sector inmobiliario no se producirá ni este año ni el próximo y el ajuste se prolongará durante varios años.

¿Qué hacer? Impopulares son las medidas propuestas por el director general de Funcas, Victorio Valle: aumentar el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), reducir las cotizaciones de la Seguridad Social de las empresas e incrementar las de los trabajadores. Solbes ya ha dicho que no. Valle sugirió también bajar el Impuesto de Sociedades y subir el tipo medio del IRPF.

  • 1