Las cámaras grabaron al autor de los destrozos del yacimiento de Écija

Las grabaciones muestran las imágenes de una persona que a las 00.45 horas de la madrugada del lunes al martes, fuera del horario de apertura del yacimiento.

el 11 mar 2015 / 18:22 h.

@EcijaWeb El sistema de video vigilancia instalado en el entorno del  yacimiento arqueológico de Plaza de Armas, perteneciente a Ecija   (Sevilla), grabó imágenes de la entrada en el recinto del supuesto  autor de los destrozos perpetrados sobre un mosaico romano, una tumba  musulmana y el patio de las ruinas de una antigua domus romana, según  las fuentes consultadas por Europa Press. Las grabaciones, que obran en poder de los investigadores de la  Policía Nacional, muestran las imágenes de una persona que a las  00,45 horas de la madrugada del lunes al martes, fuera del horario de  apertura del yacimiento y horas antes de que fuese descubierto el  expolio, accedía al recinto arqueológico. Los destrozos habrían sido cometidos en una zona del yacimiento  arqueológico Plaza de Armas que, según las fuentes consultadas por  Europa Press, fue excavada entre 1999 y 2000. El expolio, en ese  sentido, ha sido cometido en un sector del yacimiento diferente al  que recientemente acogía el descubrimiento de los imponentes restos  de un antiguo edificio romano con espectaculares pinturas y cromados  en excelente estado de conservación. Los daños han afectado al "mosaico más emblemático de Ecija",  denominado Annus, que ha sufrido "daños irreparables" según el  arqueólogo municipal, toda vez que también ha sido destrozada una  tumba musulmana cuyos huesos "han sido esparcidos por la excavación".  El patio de las ruinas de una antigua casa romana, además, ha sufrido  graves daños estructurales y en sus pinturas. "Literalmente, han  arrancado media columna que se conservaba", explica el arqueólogo  municipal, Sergio García-Dils. PERDIDA IRREPARABLE García-Dils ha explicado que el mayor perjuicio lo ha sufrido el  mosaico, una pieza "de doble lectura, en la que se podía ver de un  lado los imagen de un niño y de otro, a un anciano". "Hasta lo que  sabemos, en el mundo romano sólo había cuatro, uno en Luxemburgo, dos  en Italia y el cuarto lo teníamos aquí en Ecija", lamenta  García-Dils, que detalla que "era una de las señas de identidad del  mundo romano que se había preservado durante siglos en la ciudad, lo  hemos perdido de forma definitiva por culpa de estos actos  criminales". "Esto no es vandalismo, esto es un acto criminal", lamenta el  arqueólogo municipal, quien insiste en que el daño causado al mosaico  es definitivamente "irreparable", toda vez que los autores de estos  hechos habrían intentado destruir otro mosaico descubierto  recientemente. "Es decir, hay una intencionalidad, no es un acto  vandálico ni gamberreo", señala el arqueólogo, para quien "el nivel  de ensañamiento y de criminalidad sorprende y sobre todo en estos  días que nos llevamos las manos a la cabeza con lo que está pasando  en Siria". "Tendríamos que reflexionar sobre que ese nivel de  barbarie lo tenemos en Ecija".

  • 1