Economía

Las cuentas del Estado mejoran...

El déficit cae un 20% hasta marzo, mientras que el superávit de la Seguridad Social sube por vez primera en dos años y medio.

el 26 abr 2011 / 10:49 h.

Carlos Ocaña ofreció los datos ayer en una rueda de prensa.

Las cuentas empiezan a salirle al Gobierno. El Estado registró en el primer trimestre un déficit de 6.900 millones de euros, en términos de Contabilidad Nacional (derechos y obligaciones contraídos de ingresos y pagos), el 0,64% del PIB, lo que supone un descenso del 20% en comparación con la cifra del mismo periodo del año anterior (8.672 millones), según los datos ofrecidos ayer por el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña. Un recorte que se explica porque los ingresos cayeron (16%) en menor medida que los gastos (24%).

En términos de caja, que computa los ingresos y gastos que efectivamente se han realizado durante el periodo, el Estado alcanzó un déficit de 9.161 millones de euros, inferior al de 15.546 millones del primer trimestre de 2010. Ocaña aseguró que la evolución del saldo del Estado en el primer trimestre se corresponde con la contemplada en las previsiones del Ejecutivo, por lo que afirmó que está cumpliendo los objetivos de reducción del déficit marcados.

"Es una buena noticia", indicó, tras mostrarse convencido de que el Gobierno reducirá el déficit público al 6% este año tal y como ha prometido a Bruselas y a pesar de que otros organismos, como el Banco de España, den cifras diferentes (6,2%), que suponen sólo "cantidades manejables" a la hora de evitar desviaciones.

Para cumplir el objetivo, el secretario de Estado resaltó la necesidad de cumplir con las reformas puestas en marcha sin necesidad de implementar otras nuevas. De hecho, descartó la posibilidad de subir impuestos porque los ajustes por la vía de los ingresos ya se han hecho y ahora toca ajustar los gastos.

Según Ocaña, el déficit del Estado hasta marzo aún no es muy significativo para analizar la evolución del año y hay que tener en cuenta la plena aplicación en 2011 del nuevo sistema de financiación de las comunidades autónomas de régimen común, que supone ciertos cambios en la ejecución.

Por su parte, los ingresos no financieros ascendieron a 45.906 millones en el primer trimestre, un 2,7% más que en 2010. Los obtenidos sólo a través de impuestos subieron también un 2,7%, hasta 41.857 millones, a pesar del mayor ritmo de las devoluciones, especialmente en IVA.

La recaudación por impuestos directos se elevó a 20.820 millones, mientras que los impuestos indirectos sumaron 21.037 millones en el primer trimestre, un 5,4% más que en el mismo periodo del año anterior. El resto de los ingresos no financieros del Estado aportaron 4.049 millones.

Y otro dato positivo para el Estado. La Seguridad Social obtuvo un superávit de 6.089,05 millones de euros hasta marzo, lo que supone un aumento del 2,44% respecto a igual periodo de 2010 y el 0,56% del PIB, según informó ayer el Ministerio de Trabajo e Inmigración.

Se trata del primer mes en el que el superávit de la Seguridad Social registra tasas de crecimiento, tras más de dos años y medio de caídas, que se iniciaron en septiembre de 2008 -el primer ejercicio completo de la crisis-, cuando cayó un 2,7%. La última subida del superávit, del 4%, se registró un mes antes.

Sólo Irlanda y Grecia tienen porcentajes más altos
El saldo negativo de las Administraciones Públicas españolas alcanzó en 2010 el 9,2% del PIB, lo que coloca a España como el tercer país de la Eurozona con mayor déficit, sólo por detrás del 32,4% de Irlanda y del 10,5% de Grecia, y una décima por encima del 9,1% del PIB atribuido a Portugal, según Eurostat.

De este modo, las cifras proporcionadas por la oficina estadística europea constatan que España logró reducir su déficit en 1,9 puntos porcentuales respecto al desequilibrio del 11,1% del PIB registrado el año anterior, mientras que para el presente ejercicio pretende recortarlo hasta el 6% del PIB, con el objetivo de alcanzar en 2013 la cifra del 3% fijada en el Pacto de Estabilidad y Desarrollo.

Por otro lado, la deuda pública del Estado español aumentó en 2010 hasta el 60,1%, frente al 53,3% registrado el año anterior y el 36,1% existente al comienzo de la crisis en 2007.
En el conjunto de la Zona Euro, el déficit presupuestario se situó al cierre de 2010 en el 6%, tres décimas por debajo del año anterior, mientras que la deuda pública alcanzó el 85,1%, frente al 79,3% de 2009.

En toda la UE, el saldo negativo de las administraciones públicas alcanzó el 6,4% del PIB, frente al 6,8% de 2009, mientras que la deuda pública se situó en el 80%, desde el 74,4% del año anterior.

  • 1