Local

Las miradas se centran en doctor Murray, presente cuando Jackson murió

La policía de Los Ángeles busca al doctor Conrad Murray, testigo clave en el fallecimiento de Michael Jackson y cuya declaración puede ser la clave dentro de la investigación entorno a la muerte del cantante.

el 16 sep 2009 / 04:50 h.

TAGS:

La policía de Los Ángeles busca al doctor Conrad Murray, testigo clave en el fallecimiento de Michael Jackson y cuya declaración puede ser la clave dentro de la investigación entorno a la muerte del cantante.

Murray, doctor personal de Jackson, está desaparecido desde poco después del fatídico desenlace del "rey del pop", cuya autopsia, practicada el viernes, no aclaró las causas de la muerte.

El doctor habló con el cuerpo de policía de Los Ángeles el mismo jueves, fecha del deceso, pero ha estado en paradero desconocido desde entonces y ahora las autoridades pretenden volver a contactarle.

Una portavoz de la policía dijo ayer que un vehículo del doctor fue remolcado desde la residencia de Jackson en el número 100 de Carolwood Drive, a escasos metros de Sunset Boulevard (Los Ángeles), donde fue encontrado su cuerpo, "porque podría contener medicamentos u otras evidencias que pueden servir de ayuda al juez de instrucción".

Además, el portal TMZ difundió la grabación de la llamada a emergencias que se hizo desde la casa de Jackson para solicitar una ambulancia, y en la que un hombre decía, apurado, que el cantante no respiraba ni estaba consciente y que el hombre que en todo momento estuvo con él fue su médico personal, en alusión a Murray.

Aunque los análisis toxicológicos que se practican hoy al cuerpo de Michael Jackson no arrojarán posiblemente resultados definitivos hasta dentro de seis u ocho semanas, la familia del artista ha apuntado a una gran dosis de morfina como causa de su muerte.

La autopsia comenzó a las 08.00 hora local de Los Ángeles (15.00 GMT), en el Departamento del juez de instrucción del condado, muy próximo al hospital de la Universidad del Sur de California (USC).

Según el portal TMZ, especializado en información de famosos y el primer medio en informar ayer de la muerte del artista, el forense encargado del caso es el doctor Lakshmanan Sathyavagiswaran, conocido por ser un testigo clave en el juicio por asesinato contra el ex jugador de fútbol americano O.J. Simpson.

Un miembro de la oficina del juez de instrucción Ed Winter declaró a los medios de comunicación que el examen del cuerpo durará varias semanas.

"Vamos a realizar análisis toxicológicos y un examen que puede llevar entre seis y ocho semanas hasta que tengamos los resultados finales", dijo Winter.

El ayudante del juez de instrucción añadió que el informe preliminar sobre la causa de la muerte de Jackson se postergará hasta que se conozcan los resultados definitivos de la autopsia.

"No obstante, queríamos que la gente supiera que el análisis se va a realizar esta mañana", afirmó Winter.

Antes de que comenzara la autopsia, miembros de la familia de Jackson habían asegurado que el cantante recibió "una gran dosis de morfina" justo antes de su muerte, según informó el portal TMZ.

El padre del artista, Joe Jackson, quiso llevar recientemente a su hijo a un centro de rehabilitación en Palmdale (California), por lo que él consideraba una "adicción" a la morfina y a fármacos con prescripción médica.

Otros miembros de la familia sostuvieron que el cantante no estaba preparado para actuar en los 50 conciertos que tenía previsto dar en Londres a partir del 17 de julio, precisamente debido al uso de esas sustancias.

De hecho, representantes de esa gira señalaron al portal TMZ que Jackson se encontraba generalmente en estado "letárgico" y llegaba tarde a los ensayos.

TMZ publicó que un miembro cercano a la familia de Jackson afirmó que al cantante se le suministraba una inyección diaria de demerol, un narcótico similar a la morfina, y que ayer, cuando murió, Jackson recibió una dosis sobre las 11.30 hora local.

Esa persona cercana al artista añadió que la dosis fue "demasiado grande" y que fue la causa de la muerte.

Brian Oxman, amigo personal de Michael Jackson y abogado de la familia del cantante, señaló el jueves: "No conozco la causa de todo esto, pero es algo que temía. Esto es un caso de abuso de medicamentos, salvo que la causa sea otra".

"Su familia ha estado intentando durante meses cuidar de Michael, pero la gente que le rodeó permitió que esto ocurriera", agregó.

Por otra parte, las autoridades están buscando al doctor personal de Jackson, que se encontraba en casa del artista en el momento de la muerte y que ha sido identificado por el canal local de televisión KHOU, de Houston, como el doctor Conrad Robert Murray, quien se encuentra en paradero desconocido.

Una portavoz de la Policía de Los Ángeles dijo que un vehículo del doctor fue remolcado desde la residencia de Jackson "porque podría contener medicamentos u otras evidencias que pueden servir de ayuda al juez de instrucción".

Asimismo Winter, de la oficina del juez de instrucción, no quiso comentar nada sobre los primeros datos de los médicos tras los exámenes iniciales del cuerpo de Jackson, ni sobre la supuesta inyección de demerol que recibió el artista antes de sufrir una parada respiratoria.

"Os puedo decir que es muy poco probable que publiquemos los resultados hoy debido a lo extenso de los análisis que vamos a realizar", finalizó Winter.

  • 1