Local

Las obras de Fernanda y Bernarda se reanúdan

Las tuberías necesarias para continuar la ejecución de las obras en la calle Fernanda y Bernarda y han llegado a Utrera. Con ellas, se han retomado de nuevo los trabajos que se están ejecutando en esta importante vía de la ciudad para proceder al nuevo entubado del arroyo Las Monjas. Foto: El Correo.

el 15 sep 2009 / 16:27 h.

TAGS:

Las tuberías necesarias para continuar la ejecución de las obras en la calle Fernanda y Bernarda y han llegado a Utrera. Con ellas, se han retomado de nuevo los trabajos que se están ejecutando en esta importante vía de la ciudad para proceder al nuevo entubado del arroyo Las Monjas.

Para comprobar que todo se desarrolla según lo previsto, el alcalde de la localidad, Francisco Jiménez, estuvo presente en la colocación de las primeras unidades. Junto a él, entre otros, también acudió al lugar de los trabajos el concejal de Obras e Infraestructuras del Ayuntamiento utrerano, José Antonio López León; y el arquitecto técnico, Manuel Lima.

Concretamente, los operarios que están trabajando en dicho entubad se encuentran estos días instalando los premarcos del alcantarillado que, unas piezas de grandes dimensiones -tres metros de ancho por dos de alto-, que "tuvieron que hacerse especialmente para esta obra, motivo por el que se ha retraso su llegada", señalaron fuentes municipales. Estas tuberías cuadradas se extenderán hasta la conexión con la Plaza de Santa Ana, punto en el que se reducen hasta conectar en la calle Álvarez Quintero con la actual bóveda del arroyo Las Monjas.

Según informó la empresa que está acometiendo los trabajos, Carmocon, los encargados de estas instalaciones tienen previsto finalizar el entubado hasta la citada plaza en dos semanas aproximadamente. A continuación, se iniciarán las obras en ese punto, para continuar hasta Álvarez Quintero. La conexión que ha de realizarse de la calle Fernanda y Bernarda -donde se construye el nuevo entubado- con la antigua bóveda se efectuará una vez finalicen las tareas de limpieza que habrá de efectuar el Consorcio del Huesna en dicha bóveda.

Estas obras suponen la creación de dos tramos de tuberías, las que ya existían y las que se están instalando en la actualidad, con lo que -según señaló el Consistorio- se intentarán resolver los problemas que se ocasionan en la zona cuando existen lluvias de cierta intensidad. Por otro lado, una vez que se realice el desvío del arroyo Calzas Anchas, una gran parte del agua que actualmente confluye en esta zona será desviada.

  • 1