jueves, 21 marzo 2019
14:28
, última actualización

Las personas discapacitadas ya cuentan con un centro asistencial en Brenes

La Fundación TAS abre ala como Unidad de Día y Orientación para el Empleo. Los propios usuarios y sus familiares se afanan en decorar las dependencias

el 12 dic 2013 / 20:54 h.

Por Auxi Contreras La localidad de Brenes albergará un gran centro de asistencia integral de recursos para personas con discapacidad, ya sea adquirida por nacimiento o sobrevenida. Este ambicioso proyecto lo puso en marcha la Fundación Trabajo, Asistencia y Superación (TAS) en el año 2007, cuando el Ayuntamiento cedió 4.700 metros de terreno a la entidad. Casi siete años después se ponen en funcionamiento unos 500, que albergarán la Unidad de Día y el departamento de Formación y Orientación para el Empleo. El resto se encuentra actualmente al 60% de construcción. Usuarios y familias andan estos días trajinando con elementos de decoración y todo aquello con lo que se pueda equipar este primer ala derecha de la planta baja que empezará a funcionar en los próximos días. Todo aquel que puede echar una mano acude al edificio, ubicado junto al Centro Cívico Municipal donde está la sede actual de la fundación. “Hay que llenar las instalaciones con muy poco dinero”, relata la gerente del organismo, Rosario Martagón. Algo que será posible gracias, por ejemplo, a Pinturas Guadalquivir de Villaverde del Río, que está pintando gratuitamente todas las salas, o el graffitero local Theo Magna, que dará un toque vanguardista a las paredes. Ya cuentan con el mobiliario de la sala de formación gracias a la sevillana Ortopedia Anglada y con dos sofás de Duomo, de San José de la Rinconada. La empresa Tapsa se encargará del diseño corporativo del inmueble. Pero como tienen más necesidades que cubrir, colocarán a todas estas personas o entidades solidarias en un panel de la entrada, junto a otros dos vacíos que esperan rellenar con más generosidad. Esta primera unidad de día atenderá a 20 personas con discapacidad “que dependen de otras para las actividades básicas de la vida diaria”, explica Martagón. El objetivo es “conseguir o mantener los mejores niveles de autonomía” y ser un apoyo para las familias. En el departamento de formación, por su parte, 90 personas recibirán asesoramiento y acompañamiento para su inserción en el mercado laboral, que desde 2009 “ha conseguido empleo para 59 personas”. En total se beneficiarán de esta primera fase 110 usuarios de zonas rurales de la Vega, Sierra Norte y Corredor de la Plata. Sin embargo, la lista de bondades no termina aquí ya que además, esta iniciativa supondrá 12 puestos de trabajo de los que cinco serán de nueva creación. Desde el año 2010 que arrancaran las obras han recibido fondos de la Junta de Andalucía, casi 340.000 euros, Diputación, que pagó la cimentación del edificio, la Fundación ONCE, con 60.000 euros, la Caixa, con 50.000, la Fundación Cajasol, que donó 30.000 euros para equipamiento, la constructora Drainsal, y Magtel. “Ahora estamos intentando decorarlo todo lo más bonito posible con 1.500 euros”, afirma entre risas la gerente, para lo que la fundación cuenta con algo “más valioso que todo el dinero, el amor y la entrega de madres y padres de estas personas que saben lo que este proyecto puede aportar a sus hijos”. Cuando esté terminado, el edificio albergará un colegio de educación especial, un centro ocupacional, salas de fisioterapia e hidroterapia en piscina climatizada, “que se abrirán también de manera privada a usuarios lesionados por accidentes y demás”, un centro especial de empleo y servicio de respiro familiar. También tendrá un aula de autonomía personal, esto es, la recreación de una casa en una sala para que las personas aprendan a desenvolverse en un entorno doméstico lo más parecido a la vida real. Todo esto repartido en más de 2.000 metros construidos con los que la fundación tendrá capacidad para atender a 752 personas y creará 62 nuevos puestos de trabajo. La Fundación TAS se creó en Brenes en el año 2002 y ha generado un movimiento de voluntariado del que han disfrutado más de 2.000 personas. Actualmente ofrece servicios en 12 municipios de la comarca de la Vega (Alcalá del Río, Alcolea del Río, Aznalcóllar, Brenes, Burguillos, Cantillana, Castilblanco de los Arroyos, Gerena, La Algaba, Lora del Río, Tocina-Los Rosales y Villaverde del Río).

  • 1