Local

Las últimas lluvias permiten que el embalse de Melonares se llene hasta el 48,7%

La tromba de agua de diciembre no sólo dejó casas anegadas y carreteras cortadas. También ha servido para buenas noticias,  como que el embalse de Melonares, concebido para abastecer de agua al área metropolitana, se llene a mayor ritmo que el previsto por estas fechas.

el 16 ene 2010 / 20:26 h.

TAGS:

Estado en que se encontraba el pantano de Melonares en junio pasado.

La presa, que hace sólo seis meses se encontraba al 9% de su capacidad, ha alcanzado el 47,8% a mediados de este mes, merced en buena parte al temporal de lluvia que se desató en la provincia a finales de diciembre pasado.

Con las últimas precipitaciones, el embalse tiene almacenado, por tanto, 86 hectómetros cúbicos. Y eso se produce en el arranque de un año clave, en el que estaba previsto que esta infraestructura hidráulica llegara a su nivel adecuado para su consumo. En todo caso, su uso depende de que se acometan unas obras de canalización que se están dilatando en el tiempo.

La Agencia Andaluza de Agua precisó que aún se están realizando pruebas técnicas para comprobar si hay filtraciones, es decir, llenándose y vaciándose para ir comprobando la resistencia de la presa, que por ahora se está comportando como se esperaba. Estas comprobaciones es un proceso similar a las pruebas de carga en los puentes. También aclaró que, tras las últimas lluvias, se alcanzó la cota 74 -metros sobre el nivel del mar-, o lo que es lo mismo, tan sólo a ocho metros de que el agua se pueda desembalsar por los aliviaderos como el resto de presas de la provincia.

La llegada del agua almacenada a la altura de los aliviaderos dependerá de las lluvias que caigan en la zona en los próximos meses, según explicó la Agencia Andaluza del Agua. Eso sí, por el momento ese agua no se destinará a los hogares para su consumo. El ritmo de las obras no está siendo el deseado por la Consejería de Medio Ambiente, que se marcó como plazo finales de 2011 para suministrar el agua de este embalse. Pero esas declaraciones fueron en marzo, cuando se acababan de adjudicar las obras del primer tramo de canalizaciones, que consistía en modernizar 30 kilómetros del Canal del Viar.

Sin embargo, las obras del primer tramo no terminan de arrancar. Tanto es así que las expropiaciones de suelo comenzaron el pasado 23 de diciembre y seguirán, por lo menos, hasta finales del mes de enero. En definitiva, son un total de 136.000 metros cuadrados a 147 propietarios con terrenos en Villaverde del Río, Castilblanco de los Arroyos, Cantillana, Burguillos y, en especial, Alcalá del Río, donde se encuentra la mitad de las parcelas que serán expropiadas por la Agencia Andaluza del Agua.

El proyecto del segundo tramo, que consta de un trayecto de 13 kilómetros de tuberías subterráneas que van desde el final de las canalizaciones del Viar hasta su conexión con la red de Emasesa, todavía no está adjudicado, aunque se espera que las obras comiencen durante el primer semestre del año. Eso significa, dado que el plazo de la segunda fase es de 28 meses, que las conducciones necesarias para llevar el agua del embalse de Melonares a los hogares de la Gran Sevilla tendrá que esperar, al menos, hasta el año 2012.

  • 1