lunes, 17 diciembre 2018
20:31
, última actualización
Local

Las universidades sevillanas piden a Susana Díaz 49 plazas de ayudante doctor

La presidenta de la Junta confirmó el pasado sábado en la Universidad de Granada la convocatoria de 200 plazas nuevas.

el 06 oct 2014 / 15:31 h.

TAGS:

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, hoy en Granada. / E.P. La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, en Granada. / E.P. La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, desveló el pasado sábado la cifra mágica: el Gobierno andaluz dará permiso a las universidades andaluzas para convocar 200 nuevas plazas de ayudante doctor con carácter inmediato (aunque ya lo prometió antes de las vacaciones de verano). El anuncio, hecho durante la inauguración oficial del curso en la Universidad de Granada, insufla a los rectorados un poco de aire en medio de la asfixia que padecen desde hace ya más de dos años. Concretamente, desde la aprobación por parte del Gobierno de la Nación del Real Decreto 20/2012 en el que se intervenía de facto en la política de contratación de las universidades con la aplicación de la tasa de reposición del 10 por ciento. En el caso de las universidades sevillanas, estas ya han hecho su petición formal a la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo para este curso. La Universidad de Sevilla solicita 41 plazas para ayudante doctor; la Pablo de Olavide, ocho, según informaron fuentes académicas de ambas instituciones. La Junta de Andalucía abre la mano en la contratación una vez que el Gobierno central también lo hace anunciando que la tasa de reposición para este próximo año pasará del 10 al 50 por ciento en sectores como la sanidad y la educación. Los rectores de las universidades sevillanas han vuelto a insistir en los actos de apertura de curso en la necesidad de que la citada tasa sea suprimida, alegando que de mantenerse se corre el riesgo de hacer irrecuperable la pérdida de capital humano. En cualquier caso, las plazas de ayudante doctor (contratos temporales con una duración de cuatro años) son una promoción interna, ya que a ellas optarán los profesores interinos sustitutos, recuerdan las fuentes consultadas. Según los datos facilitados en el mes de febrero por la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, en la presente legislatura, la pérdida total de plantilla docente en la Universidad de Sevilla será superior a los 300 profesores (un 6% del total). La figura para llevar a cabo esa «imprescindible» renovación es la de ayudante doctor, en ningún caso la del sustituto interino, cuya contratación está justificada por «motivos coyunturales», caso de una baja maternal, una enfermedad o una reducción de docencia de uno de los profesores funcionarios del departamento por poner solo unos cuantos ejemplos. Pero la realidad es que la bolsa de interinos sustitutos ha crecido de manera desproporcionada convirtiendo a este personal en una plantilla flotante e invisible que cubre docencia estructural.

  • 1