Economía

Las ventas de coches caen un 23,5% en enero y marcan el nivel más bajo desde 1993

el 01 feb 2011 / 13:04 h.

Las matriculaciones de automóviles se situaron en 53.632 unidades durante el pasado mes de enero, lo que supone una fuerte caída del 23,5% en comparación con el mismo mes de 2010, cuando se comercializaron 70.130 unidades, según datos de las asociaciones de fabricantes (Anfac) y vendedores (Ganvam).

De esta forma, el mercado automovilístico español acumula siete meses consecutivos de retrocesos, justo desde la expiración del Plan 2000E, y marca la cifra más baja para el mes de enero desde el año 1993.

Las dos patronales explicaron que la coyuntura económica sigue lastrando el mercado de particulares, que cayó un 43,3% en enero, mientras que las compras por parte de empresas aumentaron un 20,8% y las de 'rent a car' crecieron un 11,3%.

No obstante, Anfac y Ganvam puntualizaron que, además del bajo volumen, debe tenerse en cuenta un efecto estadístico, toda vez que la comparación de los datos se efectúa con enero de 2010, cuando aún estaba vigente el programa de ayudas a la compra.

"La coyuntura económica en España, con una tasa de paro muy elevada y una restricción importante en el crédito, no permite que se genere confianza en el consumidor, a pesar de que, según datos del INE, el precio medio de los coches se encuentra hoy en día a niveles más bajos que en enero de 2009", añaden.

Las organizaciones de fabricantes y vendedores ratificaron su estimación para 2011, ejercicio en el que las matriculaciones se situarán por debajo de 900.000 unidades, con lo que el mercado español acumulará tres años consecutivos con un volumen inferior al millón de unidades, lejos de su "media natural", que se situaría entre 1,3 y 1,4 millones de unidades.

2011, al nivel de 1995

El director general de Anfac, Luis Valero, indicó que el comienzo del año ha sido "muy duro", ya que en el segundo semestre de 2010 los registros fueron muy bajos. Asimismo, pronosticó que en la primera mitad de 2011 se registrarán caídas superiores al 20%, con el consiguiente impacto negativo en las redes comerciales.

"Si la tasa de desempleo sigue en registros tan altos, la confianza del consumidor en niveles muy bajos y si no se regulariza la situación del crédito, el mercado español sufrirá una nueva caída, que le hará retroceder a niveles de 1995", alertó.

Las ventas de coches bajaron en enero en todas las comunidades autónomas y también en todos los segmentos del mercado, a excepción del de ejecutivos (+31,7%) y del de automóviles de lujo (+133%). También aumentaron las entregas de monovolúmenes grandes (+3,1%), de todoterrenos pequeños (+53,1%) y de todoterrenos medios (+6%).

El 74,1% de los automóviles matriculados en enero estaba equipado con un motor diésel, frente al 24,5% correspondiente a coches con propulsor de gasolina. Los híbridos y eléctricos lograron hacerse con una cuota de penetración del 1,5%.

  • 1