Local

Los alemanes votan en unos comicios con Merkel como favorita

Angela Merkel parte con la certeza de que será reelegida para un tercer mandato.

el 22 sep 2013 / 10:33 h.

TAGS:

A las 08.00 de la mañana de hoy han abierto las urnas de las elecciones alemanas en las que la canciller Angela Merkel parte con la certeza de que será reelegida para un tercer mandato pero con la incertidumbre de qué partido acompañará a su Unión Cristiano Demócrata (CDU) en los próximos cuatro años al frente de la principal economía de la UE. Los últimos sondeos publicados esta semana dan a la CDU y su formación hermana bávara, la Unión Cristiano Social (CSU), en torno al 40 por ciento de los votos, mientras que su actual socio de coalición, el Partido Liberal Demócrata (FDP), se quedaría en torno al 5 por ciento, el respaldo mínimo en Alemania para conseguir acceder al Bundestag. Por su parte, el Partido Social Demócrata (SPD) se haría con entre el 26 y el 27 por ciento y su aliado tradicional, los Verdes, obtendría entre un 9 y un 10 por ciento, un porcentaje similar a La Izquierda, formación nacida antes de las anteriores elecciones. Además, el nuevo partido euroescéptico Alternativa para Alemania (AfD) también superaría el umbral del 5 por ciento y conseguiría representación parlamentaria. Estos resultados arrojarían un empate técnico entre el centro-derecha y el centro-izquierda, si bien el candidato del SPD, Peer Steinbrueck, ha dejado claro que no gobernará en una coalición en la que también esté La Izquierda. No obstante, aunque Merkel consiga reeditar su coalición en las elecciones, ésta gozará de un respaldo menor al que obtuvo en los comicios de 2009. La canciller tendría una exigua mayoría en el Bundestag, mientras que la Cámara Alta, el Bundesrat, estaría controlada por la izquierda, lo que la obligaría a tener que pactar con la oposición seguramente en ambas cámaras. Los expertos temen también que en esta coalición reeditada los euroescépticos en las filas tanto de la CDU como del FDP cobren protagonismo, impulsados también por la más que probable presencia del AfD en el Bundestag, lo que podría afectar a la posición alemana ante la crisis en la zona euro.

  • 1