Local

Los casos mundiales de piratería en 2008 no tienen precedentes

Este dato se debe principalmente a la situación en Somalía y el golfo de Andén, donde hubo 42 buques secuestrados y 815 tripulantes tomados de rehenes, detalló el director de la Oficina Marítima Internacional (OMI), el capitán Pottengal Mukundan.

el 15 sep 2009 / 21:18 h.

TAGS:

Los casos de piratería en todo el mundo el año pasado alcanzaron un número sin precedentes a causa de los piratas somalíes, destacó la Oficina Marítima Internacional (OMI) en su informe anual. "Ello se debe principalmente a la situación en Somalía y el golfo de Andén, donde hubo 42 buques secuestrados y 815 tripulantes tomados de rehenes", detalló el director de la OMI, el capitán Pottengal Mukundan.

La cifra representa el 85,7 por ciento del total de abordajes y capturas de navíos en todo el mundo, y 13 de las 42 naves siguen en manos de los malhechores, junto con 242 marineros. El informe anual de la OMI destaca un aumento de cerca del 200 por ciento de los sucesos de piratería en aguas de Somalia y el golfo de Andén en 2008, mientras que en el resto del planeta sólo creció un 11 por ciento. Los piratas se encuentran más preparados y disponen de armas modernas y mejores, y son más violentos, explicó la OMI.

El año pasado hubo 139 incidentes en los que los agresores dispararon sus armas, mientras que en 2007 la cifra se quedó en 72.

El caso más sonado en 2008 correspondió al superpetrolero saudí "Sirius Star", aprehendido el 15 de noviembre en el Océano Índico, trasladado a Somalia y liberado el 9 de enero pasado tras el pago de tres millones de dólares (2,3 millones de euros).

La comunidad internacional se alarmó y entró en acción con el abordaje del que es uno de los mayores petroleros del mundo, con 330 metros de eslora, un peso muerto de más de 300.000 toneladas y capacidad para dos millones de barriles de crudo.

Estados Unidos creó una fuerza especial para combatir la actividad de los piratas en Somalia y el golfo de Andén, la Fuerza Combinada 151, un día antes de la liberación del superpetrolero.

La OMI tiene instalado el Centro de Información de la Piratería en Kuala Lumpur, la capital de Malasia, país pegado al estrecho de Malaca, uno de los lugares del mundo que destacaba por el número de ataques de piratería hasta que los piratas somalíes descubrieron el negocio.

El estrecho de Malaca, que surca un promedio de 94.000 buques al año, ha perdido la condición de ruta marítima más peligrosa del mundo que durante muchos años tuvo y solo presentó dos caso en 2008, ahora que vigilan sus aguas patrullas conjuntas de Indonesia, Malasia y Singapur.

  • 1