Local

Los chabolistas siguen en el Puerto a la espera del desalojo

La Policía entregó ayer la orden de desalojo inmediato a las familias chabolistas del Polígono Sur que desde la noche del viernes están enclavadas en la carretera de El Copero, según informó ayer la Autoridad Portuaria, propietaria de los terrenos. El resto de las familias, que el sábado estuvieron por la zona del Huevo de Colón, acamparon ayer bajo el puente Juan Carlos I.

el 16 sep 2009 / 05:17 h.

TAGS:

La Policía entregó ayer la orden de desalojo inmediato a las familias chabolistas del Polígono Sur que desde la noche del viernes están enclavadas en la carretera de El Copero, según informó ayer la Autoridad Portuaria, propietaria de los terrenos. El resto de las familias, que el sábado estuvieron por la zona del Huevo de Colón, acamparon ayer bajo el puente Juan Carlos I.

Las familias chabolistas del Puerto se atrincheraban ayer ante el temor de ser desalojadas. Finalmente, la orden se produjo y les fue comunicada a primera orden de la tarde. Si el sábado eran una decena de familias las que estaban en la zona ayer la Policía tenía registrados hasta 18 vehículos de chabolistas que podían acceder hasta el asentamiento, al que se puede llegar por un camino rural para evitar el control policial.

Estas familias y las que cambiaron ayer el Huevo de Colón por los bajos del puente Juan Carlos I -ayer había en esa zona una decena de furgonetas y algún vehículo- fueron desalojados ya el viernes del Puente de Hierro, donde llevaban tres meses. Llegaron ahí por temor a represalias como consecuencia de la muerte de un menor en el Polígono Sur víctima de una bala perdida.

Todo indica que la Policía esperará hasta hoy a los chabolistas para que abandonen la zona motu proprio, si bien el presidente de la Autoridad Portuaria, Manuel Fernández, aseguró que no quieren que las labores del lunes comiencen con el asentamiento allí. "Mañana [por hoy] habrá en la zona muchas personas trabajando y se espera que pasen más de cien camiones de gran tonelaje. El lugar es peligroso para que haya gente cerca y mucho menos niños", aseguró.

A pesar de todo, las familias, que hace tres meses abandonaron el Polígono Sur, no estaban dispuestas a moverse por su cuenta. "¿Dónde vamos a ir? Nos echan de todos los sitios y nadie nos ofrece una alternativa", explicó Antonio, que ayer tuvo que salir con su furgoneta hacia Los Bermejales para cargarla con garrafas de agua para sus cinco hijos y otras familias.

Fernández apuntó que "la idea es pactar una salida tranquila", pero alertó de que "si se niegan a abandonar la zona habrá que recurrir a la presencia de un dispositivo policial. Lo que está claro -dijo- es que allí no pueden estar".

  • 1