miércoles, 20 febrero 2019
19:56
, última actualización
Local

Los defensores del patrimonio: "ni un euro más" a las 'setas'

el 20 jul 2010 / 15:29 h.

La Asociación para la Defensa del Patrimonio Histórico de Andalucía (Adepa) ha registrado un escrito en el Ayuntamiento en el que solicita una revisión completa del proyecto urbanístico Metropol Parasol de la Plaza de la Encarnación, para el que pide que se respete el dictamen del Consejo Consultivo andaluz -que falló desfavorablemente respecto a las últimas modificaciones- y que no se destine "ni un euro más" a la iniciativa.

En el escrito, al que ha tenido acceso Europa Press, el colectivo que preside Joaquín Egea subraya que el proyecto ha sido realizado "a espaldas" de los órganos competentes de la Gerencia de Urbanismo, de lo que, a su juicio, deriva la "falta total de controles en el desarrollo de la obra".

Desde 2007, sostiene Adepa, se ha estado "engañando" a la opinión pública pues, sabiendo la "imposibilidad" de ejecutar el proyecto, se han incumplido promesas tales como la de que el proyecto "no iba a costar ni un euro a los sevillanos, pues todo se pagaría con la cesión a la promotora de los terrenos donde se ubica actualmente el mercado provisional y el edificio de la Gerencia de la esquina de Puente y Pellón, y por el contrario, esta locura a los ciudadanos nos puede costar cuarenta millones de euros".

Tras recordar la conveniencia de reclamar a Sacyr, la empresa constructora, 3.000 euros diarios de demora, la asociación conservacionista incide en la posibilidad de que, según diversos estudios, se hayan inflado los costes de cimentación y pilotaje "sin que hasta la presente se haya abierto investigación alguna sobre el tema".

El dinero de la obra, recuerda Adepa, se ha sacado de convenios para la creación de infraestructuras por "un capricho costosísimo de la Alcaldía", sin encontrar "la opinión de un arquitecto de prestigio de la ciudad que avale o apoye esta obra". Asimismo, Egea sostiene que el proyecto arquitectónico ha primado sobre el que era el fin fundamental, mantener 'in situ' los restos arqueológicos.

Asimismo, Adepa considera que Metropol Parasol incumple "totalmente" las leyes de patrimonio y las propias ordenanzas municipales, ya que "no respeta el plan especial de la zona, modifica totalmente las alineaciones y las alturas, además de ser una herida en el paisaje urbano de la ciudad, sólo comparable a la de su cercana calle Imagen".

  • 1