jueves, 21 febrero 2019
09:33
, última actualización
Local

Los estudiantes 'pasan' de Zapatero y Rajoy

el 23 jun 2010 / 12:37 h.

TAGS:

El alumnado de la Universidad Pablo de Olavide (UPO) de Sevilla,  al que las conclusiones de un estudio de opinión realizado por  estudiantes del último curso de la Facultad de Ciencias Políticas lo  define como moderado de centro-izquierda, crítico y activo  políticamente, cree que en las próximas elecciones generales será el  líder del PP, Mariano Rajoy, quien gane al actual presidente del  Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

Esta es una de las lecturas realizadas hoy durante la presentación  de este 'Upobarómetro' por el coordinador del mismo, el catedrático y  responsable del afamado 'Euskobarómetro', Francisco Llera.  

Según explicó este experto, de las encuestas realizadas a casi 400  estudiantes de la Pablo de Olavide, se puede deducir que al alumnado  de la UPO, pese a mostrar mucho o bastante interés por la política  (52%), no le inspiran demasiada confianza ni Zapatero (73%) ni Rajoy  (84%). De ahí que aunque a la mayoría (51%) no le guste ninguno de  los dos dirigentes como presidente y que es Zapatero el que obtiene  una mejor valoración (26% frente al 14% de Rajoy), la mayoría de los  alumnos (43%) crean que el PP será el próximo partido ganador en las  elecciones generales.  

Para Llera, esto sucede porque los encuestados son estudiantes  universitarios muy formados e informados, es decir, no ajenos "al run  run" de las encuestas generales que realizan los medios de  comunicación y que ya en enero -fecha en la que se hizo la muestra  del estudio- apuntaban esta posibilidad. "Probablemente, si  repitiéramos hoy las preguntas, esto saldría incluso más reforzado",  auguró.

Algo similar ocurre con las preferencias electorales. Pese a que  el PSOE fue el partido más votado (23%) por los estudiantes en 2008  -seguido del PP (13%), IU (5%) y PA (1%)- y volvería a serlo en  unas hipotéticas elecciones generales en estos momentos, cierto es  que el partido socialista se estancaría (24%), frente al ascenso del  PP (19%) e IU (8%).

En cuanto a los líderes políticos, destaca que en segunda posición  entre los dirigentes nacionales, se encuentra como mejor valorado el  presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, precedido  no obstante por la líder de UPyD, Rosa Díez. No obstante, ni siquiera  Díez consigue el "aprobado" de los estudiantes, que le dan un 4,8 en  una escala del 1 al 10.

Tras Griñán, con un 4,28 de nota media y un nivel de notoriedad  del 51 por ciento -"un dato sorprendentemente bajo" en cuanto a  notoriedad se refiere para quien es presidente de la Junta y líder  del PSOE-A, aseguró Llera-, le siguen el líder del PP-A, Javier  Arenas con 3,95 puntos y una notoriedad del 72 por ciento; el  vicepresidente y ministro de Política Territorial, Manuel Chaves, con  un 3,86 de nota y un 83 por ciento de notoriedad; el coordinador  general de Izquierda Unida, Cayo Lara, con un 3,73 de nota y un 24  por ciento de notoriedad, y el presidente del Gobierno, con un 3,68  de nota media y, eso sí, con el mayor nivel de notoriedad de los  registrados, el 85 por ciento. Pese a que Zapatero comparte este dato  con Rajoy, el 'popular' obtuvo una peor calificación, un 3,32.

GENERACION MAS LAICA Y TOLERANTE


Otra de las conclusiones extraídas del 'Upobarómetro' es que la de  los actuales estudiantes universitarios es una generación "mucho más  laica y tolerante" que la de sus mayores a la que, según Llera, los  debates que generan en la actualidad "tanta polarización de  opiniones, le resulta incluso molestos". "Son mucho más pragmáticos y  pueden cambiar, sin que les dé repugnancia, de un partido a otro,  algo que a los mayores les puede costar mucho más", ejemplificó.

Según los datos del estudio, a la inmensa mayoría de los  encuestados no le importa que su vecino sea minusválido (96%), de  otras ideas políticas (95%), de color o de otra religión distinta  (94%), homosexual (92%), inmigrante (88%), enfermo de SIDA o musulmán  (82%), gitano (73%) o ex drogadicto (72%). Además, también son  altamente participativos y una gran mayoría (63%) del alumnado  pertenece (27%) a alguna sociedad o club deportivo, seguido del  activismo cultural (21%), recreativo (20%), estudiantil (19%),  religioso (15%), benéfico (13%) o musical (9%), entre otros.  

Respecto a la valoración que hacen de las instituciones, es  reseñable que son la Iglesia, con un 3,26 -en una escala del 1 al  7-, y los partidos políticos, con un 3,7, las que tienen peor estima  entre los estudiantes. Por contra, destaca encabezando la listas de  las instituciones mejor valoradas la Unión Europea (6,09), seguida  del Tribunal Constitucional (5,97) y las Fuerza Armadas (5,64).  

Para LLera, este ranking es "lógico" teniendo en cuenta que se  trata de la primera generación europeísta y que la actual imagen de  las Fuerzas Armadas está vinculada a la ayuda humanitaria o a la  resolución de conflictos y actividades pacifistas.

MUY SATISFECHOS CON SU UNIVERSIDAD

El 'Upobarómetro' también ha analizado el grado de satisfacción de  los estudiantes de la Olavide en su propia universidad y, como  conclusión general, se desprende que son alumnos "mayoritariamente  satisfechos" tanto porque han podido estudiar lo que querían (tres de  cada cuatro) como porque están haciendo además una carrera elegida  por vocación (dos de cada tres).

Esto sitúa la satisfacción general del estudiante de la UPO en un  3,7 en una escala del 1 al 5, lo cual, en opinión del coordinador del  estudio, es una nota que "supera la media de los estudiantes  españoles", que se encuentra en un 3,48. "Es una escala como ésta  tres décimas en mucho", apuntó.  

Además, el 44 por ciento de los estudiantes de la UPO considera  que la calidad que les ofrece su universidad es equiparable a la del  resto de universidades andaluzas, y un 32 por ciento la considera  incluso mejor.

Destaca también la valoración positiva de la cantidad de edificios  y espacios del campus (94%), y su buena opinión acerca de la calidad  y el equipamiento de las instalaciones (84%), mientras que un 79 por  ciento considera satisfactorio el número de profesores y un 83 por  ciento la cualificación de los docentes.  

Respecto a cuáles son las principales contribuciones de la UPO  como servicio público, los estudiantes valoran sobre todo (un 57%) su  contribución al avance de los conocimientos y la investigación  científico-técnica.

CRITICOS CON BOLONIA

Sin embargo, no todas las valoraciones son positivas. El aspecto  más criticado por los estudiantes de la UPO se refiere a la  implantación del nuevo Espacio Europeo de Educación Superior (EEES),  del que un 80 por ciento de los estudiantes dice "haber oído hablar"  del mismo, pero sólo algunos pocos consideran haber recibido  "suficiente información" al respecto.

Este déficit informativo sobre Bolonia es palpable en la  puntuación dada en este campo, un 2,26 sobre 5. Por ello, el rector  de la Olavide, Juan Jiménez, se comprometió a "mejorar" este aspecto  de cara al próximo curso académico. "Tener estos datos nos permite  reconocer errores y buscar soluciones, por eso es tan interesante el  valor crítico", reconoció en rueda de prensa.

Al respecto del EEES, el alumnado de la UPO se mostró  mayoritariamente de acuerdo con la posibilidad de que Bolonia permita  una mayor movilidad profesional en Europa (65%), pero un 34 por  ciento dijo no creer en que mejore la calidad de la titulación ni en  que el EEES suponga la privatización de la universidad pública.  Además, la mayoría (53%) aseguró no simpatizar con el movimiento  anti-Bolonia.

  • 1