Local

Los extranjeros sólo firmaron el 4,84% de los contratos de 2007

En 2007 fueron 37.677 los contratos firmados por extranjeros residentes en la Gran Sevilla, donde hay empadronados 43.131. De éstos, un 38,22% se registró en la periferia, donde sólo 836 inmigrantes eran demandantes de empleo oficialmente inscritos, y el resto en la capital hispalense.

el 15 sep 2009 / 01:18 h.

TAGS:

En 2007 fueron 37.677 los contratos firmados por extranjeros residentes en la Gran Sevilla, donde hay empadronados 43.131. De éstos, un 38,22% se registró en la periferia, donde sólo 836 inmigrantes eran demandantes de empleo oficialmente inscritos, y el resto en la capital hispalense.

Según los datos del Instituto de Estadística de Andalucía (IEA), el año pasado se firmaron en Sevilla y su área metropolitana 776.988 contratos -entre temporales e indefinidos- lo que indica que sólo un 4,84% tuvo como beneficiarios a los extranjeros.

Cabe destacar que en 2007 se empadronaron en el área metropolitana 2.293 inmigrantes más que el año anterior, manteniéndose un crecimiento en torno al 25%, porcentaje que se registró también en 2006. Tras Sevilla (con 25.157 inmigrantes censados), los municipios con mayor número de foráneos son también principalmente los más grandes, con Dos Hermanas, Alcalá de Guadaíra, Mairena del Aljarafe y San Juan de Aznalfarache por delante.

En los tres primeros casos también se dieron las cifras más altas de contrataciones a extranjeros en 2007. Sin embargo, en el último municipio, con 1.015 inmigrantes censados, se realizaron solamente 201 contratos. Mientras, por ejemplo, en La Rinconada, con 633 inmigrantes censados, el número de contratos para ellos ascendió a un total de 947.

Detrás de estos datos se esconde el alto índice de paro en el citado pueblo del Aljarafe y su cercanía con la capital hispalense, que hace que muchos extranjeros op- ten por vivir allí -donde los precios de la vivienda son más bajos- pero se trasladen cada día hasta Sevilla para trabajar.

Pese a este importante número de contrataciones, la precariedad es una constante, según arroja un informe sobre la calidad del empleo de la población extranjera elaborado por el Ayuntamiento de Sevilla en 2006. Los resultados de este estudio desvelan que la mayoría de los foráneos desarrollan su labor sin contrato o con uno temporal, "preferentemente como trabajadores sin cuantificación o peones".

En cuanto al salario, en la capital hispalense, cuatro de cada 10 inmigrantes con contrato trabaja por sueldos de 750 euros al mes o inferiores. El informe asegura que los ingresos netos mensuales percibidos por los extranjeros por su principal trabajo son "claramente inferiores" a los que recibe en conjunto la población ocupada de Sevilla. Su media "es de 950 euros mensuales, casi 300 menos" que la del resto de empleados, según el mismo estudio.

La duración de la jornada laboral media de los extranjeros también tiende a ser superior que la del resto. En el caso de jornadas laborales a tiempo completo las de los inmigrantes registran 43,73 horas semanales, dos horas y media más que las del conjunto de la población.

El pluriempleo es otra de las características del colectivo. Según el informe del Ayuntamiento de Sevilla, un 5,6% reconocen tener varios trabajos, siendo en la mayoría de los casos (4,7%) de forma ocasional.

Por su parte, las profesiones preferentes en el colectivo son las de menor cualificación. El sector del personal doméstico es el que concentra una mayor proporción de inmigrantes (24,3%). Le siguen el de la hostelería (15,9%), otros servicios (11,2%) y el de la construcción (8,4%).

En lo que respecta al perfil de los demandantes de empleo extranjeros, la mayoría tiene entre 25 y 34 años (un 38,8% del total), según un informe sobre el mercado de trabajo en la provincia de Sevilla elaborado por el Instituto Nacional de Empleo (INEM). La mayoría de los demandantes de empleo extranjeros en 2005 fueron de Colombia, Ecuador y Marruecos aunque, según el mismo estudio, el porcentaje de solicitudes fue "relativamente bajo" y estuvo en torno al 1,1%.

Tampoco el número de contrataciones a extranjeros ese año fue muy significativo. Según el INEM, supuso un 2,4% del total registrado en la provincia aunque sí que se confirmó un incremento del 49,3% en la proporción respecto a los datos del año anterior.

Y es que los extranjeros forman parte cada vez más del mapa demográfico de los municipios del área metropolitana de Sevilla principalmente, por lo que lograr su integración y, sobre todo, su inserción laboral, es uno de los retos más importantes a los que se enfrentan los pueblos que registran un alto número de inmigrantes en sus padrones.

Una prueba de la importancia de acometer políticas encaminadas a la inserción laboral es el importe de algunas de las subvenciones concedidas durante el último año por la Consejería de Bienestar Social a algunos municipios de la Gran Sevilla.

De este modo, Sevilla, Dos Hermanas, Tomares, San Juan de Aznalfarache, Alcalá de Guadaíra, Mairena del Aljarafe, Coria del Río, Carmona, La Rinconada, Utrera, Los Palacios y Villafranca y Gines -todos en la aglomeración urbana- recibieron en los últimos meses algún tipo de ayuda destinada a la atención del colectivo, muchas de ellas precisamente encaminadas a planes de inserción laboral.

En total, estos municipios recibieron más de 455.603 euros para poner en marcha algún tipo de iniciativa encaminada a la mejora de la calidad de vida de los foráneos. Junto a proyectos más relacionados con la atención puramente social, algunos, como el desarrollado por el Ayuntamiento de La Rinconada, nacen con el objetivo de asesorar también a los extranjeros en materia laboral.

También desde algunas asociaciones de inmigrantes se vienen desarrollando iniciativas para que los extranjeros tengan la oportunidad de acceder a puestos de trabajo mejor remunerados y para que puedan homologar sus títulos en España y no tengan que conformarse con los empleos peores. El colectivo pretende acabar así con la precariedad y la falta de expectativas que reflejan datos como los del IEA que dicen que en 2005 un 42,5% de los contratos que se realizaron a inmigrantes en la comunidad autónoma estaban dentro del sector agrícola.

  • 1