Local

Los fiscales niegan que sigan las órdenes de Interior en el ‘Faisán’

La Fiscalía denuncia, en un inusual comunicado, una «campaña» en su contra.

el 08 abr 2011 / 18:58 h.

TAGS:

Un golpe en la mesa. La Junta de Fiscales de la Audiencia Nacional rechazó ayer las sospechas de parcialidad y negó a través de un comunicado que esté siendo instrumentalizada por el Gobierno en el llamado caso Faisán , en el que se investiga un supuesto chivatazo a la red de extorsión de ETA.

Los fiscales, en una declaración poco usual en la institución, sostienen que presentar al Ministerio Público como "un órgano instrumentalizado es faltar a la verdad" y considera, en relación a las críticas vertidas por su actuación durante el proceso de diálogo con ETA de 2006, que está siendo objeto de una "campaña mediática" en su contra. En un acuerdo aprobado ayer por unanimidad, los fiscales que desarrollan su trabajo en la Audiencia Nacional manifiestan su "más absoluto rechazo" a las afirmaciones vertidas por "algunos medios de comunicación" en las que se cuestiona "la corrección procesal y la adecuación a los principios de legalidad y de imparcialidad de algunas de sus actuaciones", según la resolución.

La Junta de Fiscales acusa a estos medios de lanzar "injustamente sospechas de instrumentalización de la propia Fiscalía, respecto a algunos procesos penales competencia de este órgano judicial", al tiempo que reitera que su intervención en los mismos "se ha ajustado en todo momento a criterios de legalidad, respetando los derechos fundamentales de los justiciables y los principios constitucionales del proceso penal conforme al artículo 124 de la Constitución".

Tras sostener que la acusación de instrumentalización que están soportando "obedece a fines políticos completamente ajenos a los criterios que determinan su actuación", los fiscales destacan el "gran sacrificio profesional y elevado riesgo personal" con el que vienen desempeñando sus funciones en este órgano.

Críticas a compañeros. De igual modo, lamentan "muy especialmente" que "algún colectivo de profesionales ligados a la propia institución del Ministerio Fiscal", en referencia a la Asociación de Fiscales -de ideología conservadora y mayoritaria en la institución-, "se haya sumado con idénticos fines a esta campaña mediática, prescindiendo de los postulados jurídicos adoptados en cada caso y del respeto institucional mínimamente exigible".

La Asociación de Fiscales emitió un comunicado el 30 de marzo en el que denunciaba que del contenido de las actas de ETA sobre el proceso de negociación se puede deducir la "instrumentalización política" del Ministerio Fiscal en casos relativos al etarra Ignacio de Juana Chaos o el exportavoz de Batasuna Arnaldo Otegi. Según la nota, el cese del exfiscal jefe de la Audiencia Nacional Eduardo Fungairiño en 2006 consistió en "una remoción encubierta".

A este respecto, el diputado del PP Ignacio Gil Lázaro proclamó que "la investigación supera una nueva maniobra de Rubalcaba para intentar tapar la verdad". Y es que, el pasado martes, la Audiencia Nacional desestimó la petición de la Fiscalía de retirar el delito de colaboración con organización terrorista a los tres imputados por el chivatazo policial a ETA que se produjo el 4 de mayo de 2006 en el bar Faisán de Irún (Guipúzcoa), lo que permitirá que la causa continúe en este tribunal.

  • 1