Local

Los grados sustituyen a las carreras y empezarán a darse el próximo curso

Los universitarios dejarán de ser licenciados. A partir del curso 2008/2009, los que salgan de las aulas lo harán con el título de graduados. Es uno de los cambios recogidos...

el 14 sep 2009 / 19:43 h.

TAGS:

El nuevo modelo de enseñanza universitaria, aprobado ayer en el Consejo de Ministros, dibuja una nueva estructura del título. Éste constará de grado, máster y doctorado. Para obtener el primero, el alumno deberá cursar 240 créditos, lo que traducido al modelo actual equivale a cuatro años de carrera. Esto ha alimentado una fuerte contestación por parte de los arquitectos, que pedían que su carrera se mantenga en los cinco años.

No obstante, tal y como recordó ayer la ministra Mercedes Cabrera, en el Decreto se especifica que en los planes de estudios que vengan determinados por "normas de derecho comunitario [como es el caso de Arquitectura y Medicina], el Gobierno, previo informe del Consejo de Universidades, podrá asignar un número mayor de créditos".

Otro de los puntos más contestados por los arquitectos ha sido la inclusión de la titulación en la misma rama que la ingeniería. Los profesionales de la Arquitectura alertaban de que esta situación abría la posibilidad de que los ingenieros decidieran el tipo de formación de los arquitectos. Para mitigar esta injerencia, en el Decreto se dice: "La evaluación de los planes de estudios se realizará por un comisión formada por expertos del ámbito académico y, en su caso, profesional, del título correspondiente". Es decir, habrá arquitectos en las comisiones que decidan los contenidos de las asignaturas que se le impartirán a los alumnos de las escuelas.

Las universidades serán a partir de ahora las que propongan las enseñanzas a impartir. Pero esto no es una carta en blanco. De hecho, el título será aprobado siempre y cuando especifique los contenidos formativos, pero también los objetivos, los recursos de los que se dispondrán, incluso los resultados que a priori se prevén cosechar. Una vez concedido el título, éste tendrá que someterse a una evaluación cada seis años.

"La previsión del Gobierno es que algunas carreras sigan este esquema ya el próximo curso y que, en el año 2010, todas las universidades españolas las hayan renovado plenamente", explicó la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, en la conferencia de prensa posterior al Consejo de Ministros. La adaptación a este sistema entre las universidades andaluzas dependerá de un acuerdo conjunto.

A su vez, la ministra de Educación, Mercedes Cabrera, apostilló: "Olvidémonos de que hubo ingenierías técnicas y superiores. Va a haber grados en ingenierías, máster en ingenierías, doctorados en ingenierías...". Quienes estén estudiando las enseñanzas vigentes oficiales hasta ahora podrán concluirlas y los títulos actuales mantienen la validez académica y profesional.

"No podemos formar estudiantes pasivos, que se limitan a coger apuntes en clase y a examinarse después, sino que necesitamos más tutorías, más seminarios, más trabajo de equipo, más apoyo y guía por parte del profesorado", apostilló Cabrera.

  • 1