lunes, 10 diciembre 2018
16:51
, última actualización
Local

Los meteorólogos prevén que no caerá una gota en todas las fiestas

Solazos imperando en el cielo y temperaturas suaves en las horas centrales del día marcarán la tónica de las vacaciones, aunque el pronóstico es provisional.

el 26 dic 2014 / 12:00 h.

TAGS:

La lluvia y las Navidades son viejas conocidas en la ciudad de Sevilla. / Javier Díaz La lluvia y las Navidades son viejas conocidas en la ciudad de Sevilla. / Javier Díaz Quienes estuvieran esperando un buen aguacero que acallara el estruendo de petardos callejeros y aliviara una noche entera –la de fin de año– a golpe de tracas y fuegos artificiales, tendrán que posponer su satisfacción para años venideros. Porque a poco que sea cierta la predicción de los meteorólogos para lo que queda de las fiestas, estas Navidades serán de secano en Sevilla. Una gran noticia para los que sueñen ya con lo que van a ponerse para el cotillón y, sobre todo, un excelente anuncio para enmarcar en él el día de la ilusión por excelencia: el de la Cabalgata de los Reyes Magos. Pero tanto el que aguardaba la lluvia como quien se anticipa a celebrar el buen tiempo anunciado para el 5 de enero, harán bien guardando un margen para la duda: sabido es que los meteorólogos tienen por costumbre afirmar que toda predicción va perdiendo probabilidad conforme se aleja en el tiempo, y que intentar predecir el efecto que tendrá el comportamiento de las nubes y los vientos en un plazo superior a los tres o cuatro días empieza a parecerse más a un gabinete de adivinación que a un estudio científico. Una advertencia que en Sevilla siempre ha quedado constrastada en tiempos de Semana Santa, como saben los incondicionales del género. Ahora, la intriga mayor la trae Aemet. Sus pronósticos no van nunca más allá de siete días, y ayer, en su web, dejaba entrever nubes para el 31 de diciembre y una probabilidad de lluvia del 30 por ciento. Tanto la ambigüedad del porcentaje como la lejanía relativa en el tiempo hacen que cualquier cosa sea posible de aquí a entonces. Incluso que no haya petardos después de las uvas. Sin embargo, en tiempo.com las cosas presentan otro cariz más contundente: sol, sol y más sol de aquí a la vuelta al cole, por lo menos. Incluso habrá días, se indica, en que los sevillanos verán cómo sus termómetros alcanzan los 20 grados. Si a Sevilla le faltaba algo más para que todo el mundo se echara a la calle por racimos, parece ser que la meteorología aportará un plus de animación al mapa comercial del centro de la ciudad. Algo con lo que la agencia estatal Aemet parece bastante de acuerdo, aunque esta advierte de un detalle que habrá que tener muy en cuenta: las noches se van a poner muy frías conforme vayamos acercándonos a Nochevieja; el 30 y el 31 se registrarán unas mínimas de 3 e incluso 2 grados, así que mucho ojo con las galas que se eligen como vestuario en la mágica noche del tránsito de año, porque se están rifando unos cuantos constipados. Ahora solo queda ver la evolución del pronóstico en los próximos días. Más o  menos válido, lo que gana, por ahora, es el cielo azul.

  • 1