Local

Los partidos retiran a Franco sus títulos entre insultos y acusaciones

Todos los partidos votaron a favor. Y se le retiraron a Franco todas sus distinciones. La unanimidad no alivió la tensión. Todo lo contrario. IU acusó al PP de "heredero de golpistas" y el PSOE cuestionó su apoyo a la moción.

el 15 sep 2009 / 18:42 h.

TAGS:

Todos los partidos votaron a favor. Y se le retiraron a Franco todas sus distinciones. La unanimidad no alivió la tensión. Todo lo contrario. IU acusó al PP de "heredero de golpistas" y el PSOE cuestionó su apoyo a la moción. La oposición mantuvo su línea: afirmó que la federación realizaba "prácticas corruptas" y denunció facturas falsas.

La violencia verbal y la tensión en la Corporación municipal sitúan a los partidos cada vez más cerca de una nueva batalla judicial. Todos reclamaron que se recogieran claramente en las actas los insultos y acusaciones que se intercambiaron. Se trataba de reforzar la base legal para una posible denuncia o, al menos, para una nueva batalla política. En este contexto, las principales decisiones se adoptaron por unanimidad: la retirada de los títulos a Francisco Franco -se quitan todos, pese a las dudas existentes sobre la distinción de alcalde honorario de 1974-, el II Plan de Barrios, la comisión local de patrimonio y las tarifas del taxi. Esto no rebajó la agresividad. Ni siquiera la mayor inversión prevista por el Gobierno local en los próximos años -455 millones de euros para los barrios- logró desviar lo más mínimo la atención de los concejales.

IU y PP volvieron a protagonizar los debates. Con dos ejes. El primero, la memoria histórica dada la fecha -21 de noviembre- y la moción que preveía retirar títulos a Franco -incluida una medalla de oro que le costó al Consistorio 9.750 pesetas de la época-. Tema en el que el portavoz de la federación, Antonio Rodrigo Torrijos, elevó el tono en el marco de una estrategia de gritar más alto que el adversario para que se escuche más la voz: "Ustedes son los herederos de aquellos que hicieron que en este país no haya libertades.

En las cárceles nunca me encontré con nadie de la derecha (...) Ustedes derivan de aquellos que dieron el golpe militar (...) Díganlo. Somos un partido de la derecha y en nuestra formación están los residuos del franquismo". En su deriva dialectica contra la oposición llegó a usar una arriesgada metáfora: "Son tan de derechas como las almejas".

El PP no se quedó rezagado. Ignacio Flores arremetió contra el comunismo en todas sus facetas. "Desde Stalin a Fidel Castro". Mientras que el PSOE dio el protagonismo a Francisco Fernández, quien arremetió contra la oposición: "Han sido capaces de distraer la atención de un día bonito. Parece que les sale urticaria al hablar de estos temas".

Si este frente lo abrieron los dos socios de gobierno, el de las irregularidades lleva el sello del PP. El concejal popular Gregorio Serrano culpó a IU de realizar "prácticas corruptas", en referencia a las contrataciones a David Domínguez Silva, primo del ex concejal Francisco Manuel Silva. Pero el peso recayó de nuevo sobre Beltrán Pérez, quien desarrolló una tema esbozado por la oposición esta semana: contratos a la firma Arecón por parte del distrito Cerro-Amate: "Son facturas infladas, que contienen datos falsos. Estamos recabando datos para ir por vía Penal contra varios ediles".

Su acusación se basa en una serie de facturas de contratos a Arecón. Dos de ellas, por conceptos similares, tienen precios muy diferentes. Conceptos idénticos cuestan la mitad en un caso que en el otro. El delegado del distrito Cerro, Francisco Fernández, lanzó su respuesta: "Son diferentes porque uno de los contratos estaba previsto para dos días y finalmente sólo se realizó un día. El servicio que se paga en las facturas es distinto. Sabiendo esto, ¿afirma usted y su portavoz, Juan Ignacio Zoido, indubitadamente que hay una falsedad documental?". La pregunta de Fernández fue respondida afirmativamente por Pérez. No por Zoido.

El portavoz tenía su propio caballo de batalla: IU lleva varias semanas convirtiendo en escándalo el impago de un impuestos -el sello del coche- y una multa -por exceso de velocidad- por parte de Zoido. Ayer, se defendió: "Pregunté en la Agencia de Recaudación si debía algo y me dijeron que no. Ya he pagado los dos. Con mi dinero ya he cubierto mi error".

  • 1