Local

Los robos en domicilios se incrementan en Sevilla un 43% en el primer semestre

Es el único delito que ha aumentado, junto con la sustracción de vehículos a motor, que creció un 4,7% con respecto al año pasado

el 01 ago 2012 / 18:55 h.

TAGS:

Un agente de la Guardia Civil muestra joyas que fueron robadas por una banda que asaltaba viviendas.

Crisis y delincuencia no parecen ir de la mano, a la vista de los datos de criminalidad del primer semestre del año. En general, los delitos y faltas han bajado en Sevilla un 3,5%, gracias a la bajada de los robos y el tráfico de drogas, entre otras tipologías delictivas. Eso sí, esta tendencia se ve rota por los robos con fuerza en domicilio que han crecido casi un 43% entre enero y junio de este año con respecto al mismo periodo de 2011. La otra tipología delictiva que crece es la sustracción de vehículos a motor, que se han incrementado un 4,7%.

Según los datos del Ministerio del Interior, la criminalidad ya descendió en Sevilla un 3,5% en el primer semestre del año, manteniendo esta bajada en la misma proporción en los seis primeros meses del año, con 1.717 delitos menos registrados. Aún así, es la provincia andaluza que registra un mayor número de delitos y faltas con 48.003 denuncias policiales, seguida de Málaga que contabilizó 46.513 casos y que ha logrado rebajar el índice de criminalidad en un 5%. Del resto de provincias andaluzas, Cádiz es la que acumula más delitos con 29.462, cifra que supone un leve descenso del 0,6% con respecto al primer semestre de 2011. En toda Andalucía se han registrado 196.818 delitos, lo que supone una bajada del 3,5%.

El descenso de la delincuencia que se ha registrado en Sevilla se debe a una bajada generalizada de todos los delitos. De todos, salvo los robos con fuerza en domicilios, que crecieron un 42,9%. Y es que de los 1.610 casos que fueron denunciados ante los cuerpos de seguridad el año pasado, este año se han incrementado hasta los 2.301. No obstante, el Ministerio del Interior achaca este crecimiento no tanto a un aumento de la criminalidad, sino a la adopción de "nuevos criterios metodológicos" de cómputos estadísticos, ya que desde este año se contabilizan no sólo los robos en las viviendas, sino también en otras dependencias como trasteros, garajes, patios y espacios comunes.

Sin embargo, el incremento registrado en Sevilla es mucho mayor al que se produjo en la región, donde creció un 25,5% con respecto a 2011. La cifra media se debe a que en todas las provincias se produjo un aumento, pero en algunas, como Huelva fue de tan sólo un 4,8%; mientras que en otras como Jaén, fue del 50%.

Otro de los delitos que también aumentó en el primer semestre del año fue la sustracción de vehículos de motor, con un 4,7%, pues mientras en 2011 se denunciaron 1.203 casos este año han sido 1.260. Aún así, supone una bajada con respecto al primer trimestre, cuando este tipo de delito creció un 16%. El resto de los tipo de sustracciones han descendido entre enero y junio, pues los robos con violencia e intimidación han bajado un 7,1% (de 1.709 a 1.587), manteniéndose así la tendencia ya registrada en el primer trimestre del año. Igualmente, los robos con fuerza, como los tirones de bolso, descendieron un 5,8% (de 10.141 a 9.555), aunque en el primer trimestre la bajada fue más pronunciada con un 9,3%. Por último, los hurtos, que son mucho más habituales al ser robos de menos de 400 euros, descendieron un 0,9%. En este tipo se incluyen, por ejemplo, la mayoría de los robos en tiendas y supermercados, contabilizándose en el primer semestre 17.224 denuncias, frente a las 17.382 del año 2011.

En cuanto a los delitos violentos, Sevilla ha registrado un descenso de los mismos del 6% en estos primeros meses. En esta tipología se engloban las lesiones y las agresiones sexuales y violaciones y, en el caso de la provincia, el descenso está cinco puntos por encima de la media andaluza y muy lejos de la nacional, ya que en toda España crecieron un 5,9%. Los daños también descendieron en un 3,2% (de 4.633 a 4.487), más que en Andalucía que registró un descenso del 1,4%.

Mención especial merecen los homicidios y los asesinatos. Según el Ministerio, en Sevilla aumentaron un 33,3%, pero en este caso no resulta nada significativo, pues supone un solo caso más que en el primer semestre del año pasado. Es decir, Sevilla sigue contabilizando pocos delitos de sangre, pues este año se han producido cuatro, frente a los tres del año pasado.

Quizás lo más llamativo es que de los cuatro de este año, tres de ellos se han producido en los últimos tres meses y sólo uno ocurrió en el primer trimestre. El último homicidio fue el 25 de junio en Villanueva del Río y Minas, donde un padre mató y descuartizó a su hijo.

  • 1