Los vecinos de Las Almenas cuestionan al Ayuntamiento por la dejadez de sus calles

El Consistorio asegura que en los últimos años se han arregaldo una veintena de vías y que el Plan Supera permitirá actuar en otras tres

el 03 may 2014 / 21:24 h.

La Asociación de Vecinos Las Almenas Tercera Fase asegura que desde hace años está «en el olvido». Tras más de cuatro décadas, esta zona residencial de Tomares todavía cuenta con las aceras originales – lo que supone que no están adaptadas y, por tanto, son una barrera arquitectónica para personas con discapacidad–, así como con los postes de luz y el cableado por el aire. Según la presidenta de esta asociación de vecinos, Rosario Rodríguez, la situación en la que se encuentran las calles de su barrio «no se corresponden con el Tomares de primera del que habla el Ayuntamiento». De ahí, que estos vecinos hayan remitido una carta el alcalde de la localidad, José Luis Sanz, para obtener respuesta a su demanda. Aceras que llegan con dificultad al metro de anchura, baldosas levantadas y accesos sin adecuar impiden un paso fluido de los transeúntes. De hecho, Rodríguez asegura que muchas personas que van con carritos de niños pequeños tienen «que bajarse a la calzada para poder continuar, bien porque el propio vehículo del niño no cabe bien porque hay un poste de teléfono». Entorpecer el paseo no es el mayor de los problemas para la portavoz de estos vecinos, que reclama la mejora de sus calles desde el año 2006 cuando gobernada el grupo socialista. Para Rodríguez, «el simple hecho de tener que bajarse a la carretera entraña un peligro por el paso de los coches». Son seis las calles que precisarían la actuación municipal: Pablo de Rojas, Francisco Pacheco, Zurbarán, Francisco de Herrera, Sánchez Cotán y Velázquez. Pese a que la presidenta de Las Almenas asegura que su barrio está «peor conservado, con respecto a otros más nuevos, que ya han sido rehabilitados», el Ayuntamiento de Tomares sostiene que sí se han realizado actuaciones durante los últimos años. En concreto, arguye que se han adecentado 22 calles y que la dotación provincial del Plan Supera que le pertenece a la localidad permitirá actuar en tres más, siendo una de ella la vértebra de este barrio: la calle Pablo Picasso. Pero el arreglo de los acerados no es su única batalla. Desde hace unos años, el paso de los viandantes por las calles se encuentra un obstáculo: los postes telefónicos. Un elemento que además de quitar espacio en las aceras, aguanta el cableado telefónico «que la normativa ya no permite tener por el aire», apunta Rodríguez. En este sentido, la portavoz de los vecinos de Las Almenas reclama al Ayuntamiento que incida a la empresa encargada de la gestión que retire estos elementos. Según el Consistorio, dicha petición ya se ha trasladado a la empresa, que todavía no ha ejecutado la retirada de los postes. Asimismo, desde el Ayuntamiento indican que cuando se realizaron las obras de adecuación se aprovechó el levantamiento de las aceras para canalizar bajo tierra el cableado, por lo que no supondría un coste para la empresa que gestiona la telefonía. El próximo 13 de mayo, la delegada de Urbanismo del Ayuntamiento de Tomares recibirá a la presidenta de la Asociación de Vecinos de Las Almenas para escuchar las inquietudes de sus vecinos. Esta no es la primera de reunión que mantiene Rodríguez con un portavoz del Ayuntamiento. «Hemos pasado por gobiernos de varios grupos políticos y siempre nos han prometido la mejora de nuestras calles, pero luego no culminan las obras, como ocurrió con la calle Velázquez, que dejaron a medio hacer», apunta.

  • 1