miércoles, 23 enero 2019
17:44
, última actualización

El Defensor del Pueblo pide un plan especial contra la pobreza infantil en Andalucía

Ha alertado de que casi una cuarta parte de los menores de 16 años se encuentra en riesgo de pobreza.

el 01 oct 2014 / 12:16 h.

El Defensor del Menor de Andalucía, Jesús Maeztu, ha reclamado hoy la puesta en marcha de un plan especial contra la pobreza infantil tras alertar de que casi una cuarta parte de los menores de 16 años se encuentra en riesgo de pobreza. Maeztu ha hecho esta petición durante su comparecencia ante el Parlamento para presentar el informe relativo a la gestión realizada por el Defensor del Menor de Andalucía correspondiente al año 2013. Al inicio de su intervención, ha anunciado la puesta en marcha de una campaña sobre los derechos del menor y los diputados han podido visionar en primicia el vídeo de la campaña. Del informe de gestión del año 2013, ha destacado que 1.049 familias acudieron a la Oficina del Defensor del Menor de Andalucía y que las denuncias relacionadas con el ámbito educativo fueron las más numerosas (400), aunque dentro de ellas ha descendido las relacionadas con el proceso de escolarización. Así de las 500 reclamaciones atendidas el año anterior sobre el proceso de escolarización, se ha pasado a 158, lo que refleja que dicho proceso está ya "bastante normalizado", según Maeztu. Otras 115 quejas están relacionadas con problemas familiares que afectan a menores, como rupturas de parejas o conflictos por la custodia de los hijos, y el resto con necesidades de educación especial o menores en riesgo. Sevilla y Cádiz son las provincias que registraron más quejas, mientras que Almería fue la que más contabilizó. Por su parte, el Teléfono del Menor atendió 2.070 consultas, la mayoría relacionadas con litigios por rupturas familiares y fueron las mujeres las que más utilizaron este servicio. El Defensor ha expresado una especial preocupación por el futuro de los menores extranjeros no acompañados una vez que tienen que abandonar el sistema de protección, pues "se enfrentan a otra dificultad añadida, como es la ausencia de tutela familiar, lo que propicia que algunos entren en la marginación o exclusión social". Tras advertir de que estos menores "merecen especial atención", ha informado de que la institución del Defensor del Menor ha visitado en los últimos meses todos los centros de menores de la comunidad y está preparando un informe sobre la situación de los mismos. Ha subrayado que la crisis económica está teniendo un gran impacto sobre la infancia porque la "escasez" de la protección social conlleva un "deterioro familiar que tiene efectos sobre los niños". Ha reiterado su preocupación por el problema de la trata ilegal de menores, en la que adquiere un especial protagonismo la perspectiva de género, ya que dos terceras partes de los afectados son mujeres y casi el 80 % de los casos están relacionados con fines sexuales. Por otra parte, ha insistido en la necesidad de potenciar el sistema de la mediación familiar en Andalucía para evitar que los menores tengan que involucrarse en el sistema judicial. "Sería un itinerario importante para normalizar la situación de niños inmersos en conflictos, pero me preocupa que este sistema no llegue a desplegar todas sus funcionalidades", ha confesado Maeztu, que ha apostado por una labor divulgativa.

  • 1