Deportes

Manzano no termina de dar con la tecla

El Sevilla tira dos nuevos puntos, esta vez ante el Málaga, en otro partido para olvidar. Tanto el técnico nervionense con sus decisiones como varios jugadores quedaron en entredicho. El empate permite alcanzar el séptimo puesto. El Valencia, cuarto, se aleja.

el 06 feb 2011 / 18:09 h.

-->--> -->

El Sevilla vuelve a perder puntos. Esto no es nuevo, aunque posible­mente el que más puntos piede en esta ocasión es su entrenador, Gregorio Manzano. El de Bailén se ha convertido en el centro de to­das las miradas tras el enésimo tropiezo en el Sánchez Pizjuán. Cualquier intento de convertir el estadio nervionense en un fortín, a imagen y semejanza del que edificó en Mallorca la pasada campaña, ha sido baldío.

Cinco victo­rias en doce partidos como local alumbran el casillero del Sevilla hasta el momento. Pobre bagaje para un equipo que se autoproclama aspirante a una plaza en la Liga de Campeones... y que no termina de rendir al nivel exigible para poder ocupar uno de los cuatro primeros puestos.

Manzano no termina de dar con la tecla. Frente al Málaga, colista de la categoría y que llegaba con una sola victoria en las sie­te últimas jornadas, decidió jugar con un único delantero: Luis Fabiano. Negredo y, sobre todo, Kanouté se quedaron inicialmente en el banquillo. Rakitic ejerció de enganche y Jesús Navas y Perot­ti ocuparon las bandas.

Todo para nada. Ni el brasileño pudo con la reforzada defensa del Málaga -Demichelis fue un muro- ni el croata fue capaz de generar peli­gro. Para colmo, se confirma la evidencia: Jesús Navas no está. El palaciego es otro desde su lesión. Es la realidad. Entre que los late­ra­les no le ayudan dema­siado y que él mismo es incapaz de desbordar, el equipo ha perdido a uno de sus futbolistas más deter­minantes. Mal asunto.

UN BAJÓN GENERALIZADO. A todo ello se han unido, en esta ocasión, el bajón de Romaric, muy desdibujado, las inter­miten­cias de Perotti y las enormes dudas que vuelve a dejar la defensa. Sin Escudé, que vio el parti­do desde el graderío, Fazio y Alexis ejercieron de centrales. Nada para recordar dejaron. Especialmente, el malacitano, capaz de lo mejor y de lo peor. Una irregula­ridad que ni le ayuda a él ni ayudó a un Sevilla carente de ideas y de frescura ante el Málaga.

Pellegrini supo leer mucho me­jor el partido que Manzano. Con Maresca y Julio Baptista en el on­ce, su equipo dio una imagen mu­cho más seria que en la Copa. No en vano, dispuso de más ocasiones. Hasta rozó la victoria en el tiempo de prolon­gación. Y ello a pesar de que Duda se lesionó en el calenta­miento y Asenjo se reti­ró, por idéntica razón, a los seis minutos de juego.

MANZANO RECTIFICA. Un remate casi a placer de Alexis tras una serie de rebotes que mandó fuera (49') y un cabezazo alto de Kanouté (67') fue todo el bagaje ofensivo del Sevilla. El franco-ma­lí salió tras el descanso por Romaric. Manzano rectificaba y pa­só a jugar con dos delanteros. Rakitic retrasó su posición. Fue entonces cuando emer­gió Perotti. El argentino pi­dió la pelota lejos de la banda y se entendió por momentos con los puntas. El Sevilla parecía dar una vuelta de tuerca al encuentro.

Pero todo quedó en un intento. Navas seguía desaparecido en combate, Demichelis sacó to­dos los balones colgados al área ante la imposibilidad de romper al Málaga por las bandas y Negredo, que salió al final y por Luis Fabia­no, no pudo hacer gran cosa pese a que el equipo ganó con Kanou­té. No había ni ideas ni frescura. Así, la Champions es imposible.

-Ficha técnica:

0 - Sevilla: Palop; Sergio Sánchez, Alexis, Fazio, Fernando Navarro; Jesús Navas, Zokora, Romaric (Kanouté, m.46), Perotti; Rakitic y Luis Fabiano (Negredo, m.76).

0 - Málaga: Sergio Asenjo (Arnau, m.6); Gaspar, Weligton, Demichelis, Eliseu; Maresca (Sandro Silva, m.70), Recio, Camacho, Fernando; Julio Baptista y Rondón (Sebas Fernández, m.75).

Árbitro: Muñiz Fernández (Comité Asturiano). Amonestó a Zokora (m.18), Sergio Sánchez (m.36), Gaspar (m.40), Romaric (m.45), Sandro Silva (m.84), Arnau (m.89), Eliseu (m.89) y Fernando Navarro (m.90).

Incidencias: Partido correspondiente a la vigésimo segunda jornada de Liga en Primera, disputado en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán ante más de 40.000 espectadores.

  • 1