miércoles, 14 noviembre 2018
08:03
, última actualización
Deportes

Marcelino: "El mal del Sevilla es que como equipo es irregular"

el 25 nov 2011 / 13:37 h.

No está siendo una semana fácil para Marcelino García Toral la que termina mañana con el partido que el Sevilla disputará ante el Zaragoza en el estadio del equipo maño. Pese a ello, el técnico asturiano dio la cara ayer en la sala de prensa de la ciudad deportiva José Ramón Cisneros Palacios y ofreció una amplísima rueda de prensa, que se prolongó aproximadamente por un espacio de media hora, en la que analizó profundamente la situación del equipo que dirige.

El primer objetivo del técnico en su comparecencia fue desmentir que esté preparando una revolución en el once titular, dejando en el banquillo a jugadores que hasta ahora han sido indiscutibles en sus alineaciones. "No conseguiremos cambiar la situación quitando a cinco jugadores, por dar un número, y poniendo a otros cinco. El fútbol es un deporte colectivo y un equipo funciona cuando es capaz de realizar unos criterios de forma continuada. Cosa que hemos conseguido en fases excesivamente cortas de los partidos, menos en el último, en el que el rival nos superó con claridad. No hay uniformidad y tenemos que tomar la conciencia de que, para ganar, tenemos que jugar los 90 minutos con la misma intensidad y el mismo ritmo y criterio, todas ellas a un nivel alto", explicó.

Continuó Marcelino exponiendo el que, para él, es el gran mal del equipo. "Cuando los equipos dependen de sus individualidades ganan partidos, pero no logran objetivos. En el fútbol juegan once y si cuatro no están, los otros seis o siete están fastidiados. El mal del Sevilla es que, como equipo, su respuesta es tremendamente irregular", reconoció el de Careñes.

El técnico nervionense sí dejó una puerta abierta a la posibilidad de que se cambie el esquema sobre el terreno de juego, aunque restó importancia al hecho de que en los entrenamientos de la semana haya mezclado en los equipos a jugadores teóricamente suplentes con los titulares.

"Hemos trabajado con un sistema de juego diferente al que veníamos trabajando, pero no sé si lo usaremos al final.  Con él buscamos hacer cosas diferentes a las que estabamos haciendo. En definitiva, tener mayor equilibrio entre ataque y defensa" dijo en relación al dibujo táctico que podría usar en Zaragoza, para posteriormente justificar las alineaciones en los entrenamientos. "Por nuestra metodología de trabajo todos los futbolistas pasan mezclados por el mismo camino, porque quiero que todos participen de todo por igual. Esa es nuestra filosofía", dijo.

EL PATRÓN DE JUEGO. Otro de los debates más candentes en el seno del sevillismo es la falta de estilo que se le adivina al equipo en los últimos partidos, un debate que entiende el propio Marcelino, que se mostró muy sincero a la hora de analizar este aspecto.

"Hay ciertas fases de los partidos en los que yo también me pregunto que a qué juega este Sevilla. Yo soy el primero que lo asume. Pero esto no quiere decir que, en otras fases del mismo partido, sí sabemos a qué jugamos. Repito, nos falta continuidad por factores que creo saber y de los que no voy a hablar porque eso lo hablamos en el vestuario. Si no somos capaces de tener esa continuidad, parte de la culpa será mía, pero no toda", se excusó.

El entrenador llegado del Racing de Santander, de todas formas, tiene claro que la aspiración del Sevilla tiene que ser estar en la próxima edición de la Liga de Campeones. "Futbolista por futbolista, esta plantilla está capacitada para luchar por la Champions. Pero, vuelvo a insistir, si no funcionas como un colectivo un partido sí y otro también, no logrará sus objetivos".

NO HABLA DE FICHAJES. Mientras se acerca la apertura del mercado invernal, el preparador aseguró no saber nada del capítulo de fichajes y que no le había planteado nada aún a Monchi. "Hasta enero quedan cinco o seis partidos y eso es lo que me preocupa. La dirección deportiva estará sopesando qué es lo que necesita el equipo y luego contará con mi opinión. Pero hablamos mucho más del juego que de la incorporación de jugadores. En su momento hablaremos de lo que necesita el equipo, y lo sabréis cuando llegue el momento", comentó un Marcelino que reconoció no conocer "lo suficiente" a Álvaro Vázquez y no saber si es una opción factible.

  • 1