sábado, 17 noviembre 2018
20:09
, última actualización
Deportes

Marcelino se juega su futuro en dos citas envenenadas

Los resultados ante Espanyol y Betis van a determinar si el técnico continúa al frente del Sevilla.

el 12 ene 2012 / 22:05 h.

TAGS:

Marcelino se juega su crédito.

"Me veo absolutamente capacitado, y también a la plantilla, para cambiar esta situación. Viendo jugar al equipo me niego a creer que no se vaya a pelear por la Champions, y más con la incorporación de Reyes, que nos va a aportar muchas cosas en ataque. Hemos demostrado cómo queremos y podemos jugar. Ojalá éste sea un punto de inflexión".

Así habló Marcelino tras la victoria, insuficiente, sobre el Valencia que confirmaba el adiós a la Copa del rey, cuatro meses y medio después de caer en la Europa League y con el equipo situado a seis puntos de los puestos de Liga de Campeones.

Marcelino se agarra a un clavo ardiendo. El Sevilla mejoró su juego el jueves respecto a otros días, entre otras cosas porque no salió a verlas venir, como sucede a menudo. Pese a ello, esa mejoría no bastó para dar la vuelta a la eliminatoria ni fue tan espectacular como él dice. Al Sevilla le sigue faltando continuidad, gol, y le sigue sobrando lastre: jugadores que no están ofreciendo el rendimiento esperado, errores defensivos de bulto... Caer eliminado ante el Valencia no es un desastre. Se trata de un buen equipo, con jugadores de calidad; el actual líder de la otra Liga, que diría alguien. El problema es que este Sevilla no transmite nada nuevo respecto al año pasado.

El conjunto nervionense vive en una montaña rusa que tiene más bajadas que subidas. Comenzó la temporada siendo apeado de la Europa League por el Hannover 96, un equipo que actualmente es séptimo en la Bundesliga -fuera de la zona europea- a 14 puntos del líder. Tras el choque contra el Valencia, Marcelino habló de mala suerte en los sorteos. Mala suerte sería cruzarse con rivales como Barcelona o Real Madrid en la Copa. En cualquier caso, si el Sevilla no rinde como debe, lo tiene difícil ante cualquiera.

La prueba más evidente es su trayectoria en Liga. Firmó un buen inicio que le permitió estar nueve jornadas consecutivas invicto, pero en las ocho últimas, acumula cinco derrotas, un empate y dos victorias.

El Sevilla no está respondiendo a las expectativas. Hay jugadores que no ofrecen el rendimiento esperado, pero el técnico lleva ya tiempo en el banquillo y tampoco da señales. Además, decisiones como sacar a Kanouté, con todo perdido ante el Valencia, faltando 20 minutos para el final le hacen perder crédito a la vista de todos. Por eso, el partido contra el Espanyol y el derbi van a tener mucho que decir en lo referente a su futuro. Dos citas envenenadas. Otra gran decepción puede resultar definitiva.

HECHO INÉDITO. Todo esto ha provocado que el Sevilla se quede con una sola competición a 11 de enero, algo inédito en la era Del Nido. En su primera campaña, la 2002/03, el equipo no jugó UEFA pero llegó a cuartos en Copa; en la 03/04, también sin torneo continental, avanzó hasta semifinales; en la 04/05 alcanzó los cuartos en Copa y los octavos en UEFA; en la 05/06 cayó en octavos ante el Cádiz pero levantó su primer título europeo; en la 06/07 conquistó ambas competiciones; en la 07/08 llegó a octavos tanto en Copa -cayó ante el Barça- como en Champions; en la 08/09 fue semifinalista copero y cayó en la liguilla UEFA; en la 09/10 ganó la Copa y llegó a octavos en Champions; y en la 10/11 fue semifinalista del torneo del KO y cayó ante el Oporto en 1/16 de la Europa League.

  • 1