Deportes

Más problemas para una defensa que se queda vacía de efectivos

Por si los problemas fueran pocos en esta línea, la defensa vuelve a verse afectada por las bajas. El sábado, Mosquera se marchó del campo lesionado y Adriano, expulsado, posiblemente será sancionado con dureza por sus insultos a un asistente. Jiménez deberá buscar nuevas soluciones.

el 15 sep 2009 / 03:31 h.

Por si los problemas fueran pocos en esta línea, la defensa vuelve a verse afectada por las bajas. El sábado, Mosquera se marchó del campo lesionado y Adriano, expulsado, posiblemente será sancionado con dureza por sus insultos a un asistente. Jiménez deberá buscar nuevas soluciones.

La baja del colombiano y del brasileño está sólo a expensas de su confirmación. En el caso del primero, hoy tiene previsto someterse a unas pruebas para conocer el alcance de su dolencia. El primer examen médico reveló unos problemas en el bíceps femoral de su pierna derecha. Se habla incluso de una posible rotura y de un periodo de baja sensible, teniendo en cuenta que falta menos de un mes para que termine la Liga.

Adriano, por su parte, deberá esperar a lo que dicte mañana el Comité de Competición. Éste analizará el acta del encuentro, en la que Clos Gómez recogió graves insultos a uno de sus asistentes que podrían costar bastante caros al futbolista del Sevilla. Crespo sería su sustituto.

Con este panorama, las miradas se dirigen hacia Escudé y Dragutinovic. Ambos se recuperan de sus respectivas lesiones acumulando varias semanas de baja y su concurso el sábado ante el Murcia no parece, cuando menos, fácil. Hoy, en la primera sesión de trabajo de la semana, Jiménez verá si hay posibilidad de contar con ellos en caso de que la lesión de Mosquera se confirme. Si no les ve aptos, deberá improvisar una defensa, con David Prieto como único futbolista con presencia asegurada, entre otras cosas es que si no jugase, no podría hacerlo ya en las cuatro últimas jornadas al ser mayor de 23 años y tener ficha del filial. En Murcia jugaría su quinto partido consecutivo, lo que le permitiría estar en los cuatro últimos. En el caso de Lolo, otra posible solución para la zaga, ya es imposible.

Quien sí podrá estar en la Nueva Condomina es Enzo Maresca. El italiano cumplió ante el Almería su cuarto y último encuentro de sanción por su cabezazo al Kun Agüero. Jiménez gana un centrocampista, y dado el nivel de Poulsen y Keita, el sábado hasta podría ser de la partida.

  • 1