Cultura

Maurizio Scaparro rinde el tributo definitivo al maestro Rafael Azcona

El director italiano recibe el Giraldillo Homenaje y presenta ‘El último Pulcinella’

el 14 nov 2009 / 20:01 h.

Alfonso Guerra entrega a Maurizio Scaparro el Giraldillo Homenaje.
-->--> -->

Maurizio Scaparro (Roma, 1932), cineasta y director de la Bienal de Teatro de Venecia, clausuró ayer el Festival de Sevilla con El último Pulcinella, la última colaboración del guionista español Rafael Azcona, y recibió el Giraldillo Homenaje del certamen.

Su filme tiene como escenario una de las ciudades más catigadas de Europa: "No, no es fácil vivir en Nápoles. Pero el protagonista, que es el último cuentacuentos, se niega a rendirse. Dice ‘no, yo resisto', y se obstina en seguir recitando poemas por ahí. Es una película dedicada a los jóvenes, a quienes aman la poesía y el teatro", explica.

El proyecto de El último Pulcinella parte de un guión de Roberto Rosellini que iba a desarrollarse en el Nápoles de la dominación española. Scaparro ha querido en cambio trasladarlo del Seicento a la época actual. "¿Qué significa hoy ser Pulcinella? ¿Qué significa hoy el teatro? Ésas son las preguntas que quería responder con esta película. Y recordar que el enemigo común del teatro, el cine, el arte, es el castillo de la estupidez y la arrogancia". Preguntado por este medio sobre si al hablar de estupidez y arrogancia estaba pensando en algún político europeo concreto, sonrió: "La estupidez siempre se hace evidente", agregó.

El director, que niega que su trabajo sea una anti-Gomorra y aseguró que la cinta ha sido muy bien acogida en Nápoles -"como demuestra el hecho de que en pocos días hubiera circulando copias piratas", sonríe-, apostó desde el principio por "un modo diferente de ver la realidad. Cuando rodábamos allí la ciudad estaba en plena Crisis de la basura, pero nosotros no queríamos filmar la basura de las calles de Nápoles, queríamos ver la basura interior", aseveró.

Tras este estreno, Scaparro ha empezado a trabajar en los fastos del 250 aniversario de la unificación de su país, previstos para 2011, donde atraerá los mejores espectáculos de teatro italiano representados en diversas lenguas y espacios escénicos del mundo, y pretende que el Lope de Vega de Sevilla sea uno de ellos.

Por su parte, ayer fue presentado también en el marco del_festival de Cine un documental sobre la vida y la obra de Rafael Azcona, dirigido por el periodista Fernando Olmeda para Canal Cultura. Dicha producción recorre a través de entrevistas e imágenes la peripecia del guionista desde su infancia en Logroño y su traslado a Madrid en los años 50 a las primeras colaboraciones en La Codorniz, su decisivo encuentro con Marco Ferreri y su brillantísima filmografía, incluyendo los premios Goya, el Oscar de Belle Epoque y otros galardones que nunca recogió.

Pere Roca, de Canal Cultura, destacó de Azcona el hecho de que sea "una autor popular, de éxito, que nadie discute, querido por todos, y con un buen rollo que hay que reivindicar", mientras que Olmeda dijo que esta cinta "desmitifica al Azcona huraño y lo revela, como diría Manuel Vicent, como proteína pura".

La viuda del guionista, Susan Youdelman, comentó en la rueda de prensa que este proyecto "ha sido una terapia eficaz para superar momentos difíciles".

  • 1