Cultura

Mayorga y Picaso Jr., galardonados

El dramaturgo Juan Mayorga y el malabarista Francisco Tébar, Picaso Junior, fueron galardonados ayer con el Premio Nacional de Teatro y con el Premio Nacional de Circo 2007, que concede el Ministerio de Cultura y que están dotados cada uno con 30.000 euros.

el 14 sep 2009 / 20:31 h.

El dramaturgo Juan Mayorga y el malabarista Francisco Tébar, Picaso Junior, fueron galardonados ayer con el Premio Nacional de Teatro y con el Premio Nacional de Circo 2007, que concede el Ministerio de Cultura y que están dotados cada uno con 30.000 euros.

Juan Mayorga, que recibe el premio "por su decisiva contribución como hombre total de teatro a la presencia constante de la dramaturgia española contemporánea en los escenarios españoles e internacionales y por su profunda implicación en el proceso generador de espectáculos de los que es autor y adaptador", lo recibió con "sorpresa, contento y muy agradecido", confesó a Efe.

Nacido en Madrid el 6 de abril de 1965, es uno de los dramaturgos españoles actuales más en alza, cuya carrera -que en principio compaginó con la enseñanza en la Real Escuela Superior de Arte Dramático (RESAD)- comenzó con el colectivo El Astillero.

Mayorga, para quien el premio es "una exigencia para el futuro", ha tenido una estrecha colaboración con la compañía Animalario, con textos como Últimas palabras de Copito de Nieve, Alejandro y Ana. Lo que España no pudo ver del banquete de boda de la hija de presidente (escrito con Juan Cavestany) y Hamelin, por el que la compañía fue galardonada con el Premio Nacional de Teatro. "Me congratulo de que el jurado me presente como un hombre de teatro y dedico el premio a los directores y actores que han defendido mis textos, ayudándome así a conversar con el público", que es al fin y al cabo su objetivo, ya que busca acercarse a la gente "pero desafiándola a mirar lugares donde a veces no se atreve".

Por su parte, Francisco Tébar, conocido como Picaso Junior es, según explicó, especialista en el lanzamiento de platos y en la recepción de pelotas de pimpón con la boca -hasta cinco- lanzadas desde una raqueta. Nacido en Madrid en 1969, vivió en la finca de su padre en la localidad valenciana de Quartell en donde tomó la decisión estudiar Económicas y no continuar con la vocación circense de su padre. "No es una tradición familiar", dejó claro.

  • 1